lunes, 30 de septiembre de 2013

Padres de familia toman casi 100 escuelas del DF en rechazo a la reforma educativa

 
Consideran que los cambios constitucionales afectan a profesores y a la sociedad
Progenitores de las delegaciones Xochimilco, Tláhuac y Milpa Alta organizaron una marcha
 
Foto
             
Padres de familia, maestros y alumnos de las delegaciones Tláhuac, Xochimilco y Milpa Alta marcharon en rechazo a las modificaciones constitucionales en materia educativaFoto María Meléndrez Parada
Karina Avilés
 
Periódico La Jornada
Lunes 30 de septiembre de 2013, p. 14
 
Por primera vez, miles de padres de familia de las delegaciones Xochimilco, Tláhuac y Milpa Alta alzaron la voz en contra de la reforma educativa, por lo que han tomado alrededor de un centenar de escuelas en la capital del país.
 
Los tutores concluyeron la movilización con un llamado a tomar un mayor número de planteles al argumentar que las nuevas normas no sólo afectan a los profesores, sino a la sociedad en su conjunto.
Padres, niños y maestros marcharon juntos desde el centro de Tláhuac hasta el antiguo edificio delegacional de Xochimilco. Tardaron casi cinco horas, desde las 9.30 de la mañana hasta cerca de las 2 de la tarde.
 
Primero pasaron por el lugar alrededor de los tules, Tulyehualco; llegaron al bosque de San Luis Tlaxialtemalco y caminaron rumbo a San Gregorio –donde se unieron otros miles de inconformes– para llegar a su destino.
 
Los padres dijeron que convocaron a esta movilización porque están enojados y preocupados. Expresaron que con las reglas establecidas en las modificaciones a los artículos 3 y 73 de la Constitución se institucionalizará que sean ellos quienes deban costear los gastos de la escuela pública.
 
Así comenzó este movimiento de padres de familia. Del lunes pasado a la fecha el saldo es el siguiente: casi 100 escuelas tomadas, otras más en proceso de cierre y cerca de 5 mil alumnos sin clases, resumió el maestro Joaquín, de la escuela Plan Sexenal, en Milpa Alta.
 
En un ambiente festivo, los paterfamilias hicieron pancartas, cartulinas contra las nuevas normas y gritaron consignas: ¡educación gratuita, lo que el pueblo necesita!, “¡educación primero, al hijo del obrero!, ¡el pueblo unido, jamás será vencido!, y ¡país petrolero y el pueblo sin dinero!
 
El líder del magisterio disidente en la ciudad de México, Francisco Bravo, expresó que los padres leen que hay un atentado contra la educación pública y que existe un peligro en relación a la gratuidad.
 
Sobre los descuentos a más de 32 mil trabajadores capitalinos por parte de la Secretaría de Educación Pública (SEP), insistió en que esto es un alarde de autoritarismo, de intimidación porque en el Distrito Federal desde siempre nos han descontado, no hay paro que se nos condone, pero ahora cobra otra dimensión porque es en el marco de la protesta nacional.
 
Carolina Miranda, madre de un alumno que asiste a la primaria Epifanio Jiménez Ávila, pidió al gobierno dar la cara y asegurarles que ellos no tendrán que pagar la luz, el agua, el teléfono, el predial y los materiales escolares. La autoridad no lo hace porque sabe que se trata de una reforma disfrazada con palabras bonitas, cuyo significado real es la privatización de la enseñanza.
 
Vanesa Suárez tiene dos niños. El más grande, de ocho, asiste a la primaria Enrique C. Rebsamen, donde no hay labores desde hace una semana. Expresó que el gobierno de Enrique Peña Nieto no puede afirmar que la educación es gratuita, pese a que es un derecho constitucional, así como el carácter laico y obligatorio. La gratuidad no la vemos por ningún lado, enfatizó.
 
 
Larga marcha que sumó miles de Tláhuac a Xochimilco
Cerramos los planteles para asegurar la educación de generaciones futuras
Arturo Cano
 
Periódico La Jornada
Lunes 30 de septiembre de 2013, p. 14
 
¿Y ahora, los padres de familia cerrando escuelas contra la reforma educativa que los salvaría de los maestros impreparados y flojos? Pues sí. Al menos desde el jueves 19 de agosto, asambleas de padres de familia en escuelas de tres delegaciones del sur del Distrito Federal están cerrando escuelas en rechazo a la reforma del Pacto por México.
 
Ayer marcharon de Tláhuac a Xochimilico. Larga marcha que empezó con 20 personas y fue sumando gente de los pueblos hasta sumar varios miles que llegaron al antiguo edificio delegacional, justo cuando comenzaban las sesiones de danzón dominical.

Mientras los pachucotes de sombrero de pluma tiraban estilo, Lucio Guerrero, representante de los padres de Xochimilco, tomó la palabra y habló de amenazas de funcionarios menores que les exigen reabrir los planteles: “No somos acarreados de la CNTE. Somos padres de familia que estamos enseñando a nuestros hijos a defender sus escuelas públicas.

Estamos cerrando las escuelas porque peleamos para que generaciones enteras no se queden sin educación, añadió el representante de Milpa Alta, Hugo Ramos Pérez. Acuérdense de Teléfonos de México, completó Cristina González, a nombre de las madres de Tláhuac.

Las voces de 1989 volvieron a las calles. Aquel año, miles de padres y alumnos se sumaron a las protestas magisteriales. Ayer, los gritos y los carteles decían que al menos en el sur de la capital del país la orden de Televisa a sus redactores (no mencionar las palabras maestros ni profesores, sino sólo decir los integrantes de la CNTE) no ha logrado su cometido.

Lo gritan las mantas y carteles garabateados a mano. Por mis hijos, yo también estoy con los maestros, se leyó en uno. Otro imitaba los letreros católicos: En esta casa defendemos la escuela pública. Uno más era la pequeña etiqueta que enfocaba baterías: Chuayffet, enemigo de los maestros.

Francisco Bravo, secretario general de la sección 9 (democrática) del SNTE, se armó con dos megáfonos para decir: Le estamos tirando una mentira más al gobierno, porque aquí los padres son los que encabezan la lucha.

¿Cómo llegaron a este punto?

Todo comenzó, dice el profesor Odón Rabadán, en San Francisco Tlaltenco. El miércoles 25 nos encontramos con la sorpresa de que los padres habían tomado las escuelas. Con otros compañeros hicimos un pequeño censo y encontramos que el viernes pasado los padres ya tenían tomadas 26 de las 82 escuelas de Tláhuac.
 
La víspera, maestros de Oaxaca habían asistido a una asamblea de padres y habían explicado los alcances de la llamada autogestión escolar, que la CNTE traduce como fórmula para cargar a los bolsillos de los padres el mantenimiento de las escuelas.
 
En San Gregorio y Santa Cruz Acalpixca, ambos pueblos de Xochimilco, el terreno era fértil, pues desde hace mes y medio los pobladores sostienen una batalla contra la delegación, por la introducción de una red hidráulica que los vecinos consideran destinada a dejarlos sin agua.
 
En San Gregorio siempre ha habido muchos maestros. Es gente con un fuerte espíritu comunitario y con buen nivel educativo. Es decir, que están al tanto de los alcances de la reforma, dice la maestra Rosita Miranda.
 
En ese pueblo de Xochimilco las escuelas están cerradas, por los padres, desde el jueves 19 de septiembre.
 
Si hace años paramos un club de golf, que no paremos unas escuelas, dijeron los padres de Santa Cecilia Tepetlapa. Ahí los maestros se mostraron temerosos. Si no le entran, los vamos a evaluar nosotros, dijeron los padres.
 
En la secundaria 107, de Xochimilco, un pequeño grupo de padres intentó abrir la escuela. Lo cuenta la señora María Esther Romero: “Insultaron a las señoras que estábamos ahí. Luego trajeron a la directora y la obligaron a abrir. Pero cuando les dijeron a los niños que entraran, ninguno quiso hacerlo. Uno de esos padres incluso jaloneó a su hija, y la niña se puso a llorar mientras decía: ‘No, papá, yo quiero apoyar a mis maestros’”.
 
Frente a la sede delegacional de Xochimilco se informaba ayer que la asamblea general de la demarcación será este lunes, en ese mismo sitio, a las siete de la noche. Lo machacaba una señora cuya hija cargaba un cartel que, a la manera de monografía escolar decía: México es un país donde el pobre es más pobre, el rico más rico, el maestro delincuente y un burro presidente.
 

ROMPIMIENTOS, MARCHAS Y DESCUENTOS.


 
En Chiapas presentan a 850 nuevos profesores que remplazarán a los disidentes
Maestros de Campeche rompen diálogo con autoridades y provocan escaramuza

De los Corresponsales
 
Periódico La Jornada
Viernes 27 de septiembre de 2013, p. 15
 
Integrantes del Comité de Base Magisterial Democrática de Campeche que se oponen a la reforma educativa y rompieron el diálogo con el gobierno estatal se enfrentaron la tarde del jueves a golpes y empujones con profesores que resguardaban la sede de la sección cuatro del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), ubicada en la colonia Ampliación Miguel Hidalgo de la capital. Al cierre de esta edición, elementos policiacos efectuaban rondines a bordo de patrullas para resguardar los alrededores del edificio, con el fin de evitar un posible enfrentamiento entre los grupos antagónicos.
 
Los inconformes advirtieron que no respetarán la declaratoria firmada el pasado miércoles por el gobernador Fernando Ortega Bernés, en la cual exigieron respeto a sus derechos laborales, mantener bajo reserva el resultado de las evaluaciones y garantizar que no les descuenten los días que no acudieron a laborar. A cambio, autoridades locales exigieron a los profesores reponer las horas perdidas.

En tanto, la Secretaría de Educación de Chiapas presentó a 850 nuevos docentes que sustituirán a maestros de la sección siete del SNTE que desde el 28 de agosto pasado están en paro de labores para exigir la abrogación de la reforma educativa. Mediante un comunicado el gobierno estatal señaló que los nuevos docentes se sumaron a la labor de dar continuidad al servicio educativo en la entidad para evitar que la niñez chiapaneca esté sin clases.
 
En esta misma entidad, maestros de las secciones siete y 40 del SNTE se posesionaron de nuevo de las oficinas de la Secretaría de Educación y de la Subsecretaría de Educación Federalizada, así como de las casetas de cobro de las tres carreteras de cuota que hay en la entidad.
 
En Xalapa, Veracruz, un conductor embistió con su vehículo a un grupo de maestros que realizaba un plantón sobre la carretera federal hacia Tequila. El incidente dejó una persona lesionada, la cual recibió de inmediato atención médica. El automovilista fue detenido y, aunque expuso su molestia en contra de los manifestantes, fue puesto a disposición de las autoridades correspondientes.
 
En Querétaro, profesores de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación tomaron de la caseta de peaje de la autopista México-Querétaro durante siete horas, donde exigieron diálogo directo con el presidente Enrique Peña Nieto en torno a la reforma educativa.
 
 
 
SEP descuenta $19.6 millones a profesores del DF

Laura Poy y Karina Avilés
 
Periódico La Jornada
Viernes 27 de septiembre de 2013, p. 15
 
La Secretaría de Educación Pública (SEP) aplicó un descuento por 19.6 millones de pesos a 32 mil 190 trabajadores de la educación del Distrito Federal que ocupan 46 mil 681 plazas. Dichas deducciones corresponden al periodo del 21 agosto al 19 de septiembre, es decir, el lapso en que miles de profesores capitalinos han suspendido clases para protestar contra la reforma educativa.
 
Estas son las primeras sanciones administrativas que aplica la dependencia encabezada por Emilio Chuayffet Chemor, luego de la aprobación de las leyes secundarias que establecen que los profesores que falten tres días consecutivos o discontinuos en un mes serán separados de su cargo.
 
De acuerdo con el artículo 76 de la Ley del Servicio Profesional Docente, el personal que incumpla con la asistencia a sus laborales por más de tres días consecutivo o discontinuados en un periodo de 30 días naturales, sin causa justificada será separado del servicio sin responsabilidad para la autoridad educativa o para el organismo descentralizado, y sin necesidad de que exista resolución previa del Tribunal Federal de Conciliación y Arbitraje, o sus equivalentes, en los estados.
 


Atenta contra derechos laborales, señalan dirigentes
Maestros mexiquenses marchan en repudio a la reforma educativa
Laura Poy Solano
 
Periódico La Jornada
Domingo 29 de septiembre de 2013, p. 11
 
Profesores del estado de México se movilizaron en la capital del país en rechazo a la reforma educativa y para exigir la instalación de una mesa de negociación con el presidente Enrique Peña Nieto a fin de garantizar que no serán afectados ninguno de los derechos laborales del magisterio.
 
Integrantes de la Coordinadora Magisterial Popular Mexiquense, del Sindicato de Maestros al Servicio del Estado de México, y de la secciones 17 y 36 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) partieron del Monumento a la Revolución hacia Los Pinos, donde entregaron sus demandas.
 
El contingente, que de acuerdo con sus organizadores convocó a 10 mil mentores, aunque autoridades capitalinas estimaron en 4 mil el número de manifestantes, coreó consignas en contra de las leyes secundarias aprobadas para el sector, y rechazaron que en el estado de México los educadores estén de acuerdo con este nuevo marco jurídico.
 
Pedro Ramírez Vázquez, líder de los mentores disidentes del Valle de México, destacó que se trata de la primera convocatoria masiva para movilizarse en el Distrito Federal y sumarse de forma permanente al plan de acción que determine la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).
 
Foto
       
Integrantes del magisterio mexiquenseFoto Francisco Olvera
Por su parte, César Hernández, de la coodinadora mexiquense, apuntó que en las acciones de protesta participan mentores de todos los niveles educativos en el estado, pues hay un enorme rechazo a esta reforma, porque atenta contra nuestros derechos laborales y la educación pública.
 
Poco antes del mediodía los educadores inconformes arribaron a las inmediaciones de Los Pinos, donde una comisión de 17 representantes fue recibía por funcionarios de Atención Ciudadana.
 
Padres toman planteles en el DF
 
Casi un centenar de escuelas de prescolar, primaria y secundaria en las delegaciones Tláhuac, Xochimilco y Milpa Alta han suspendido labores desde el pasado miércoles, luego que padres de familia tomaran las instalaciones en rechazo a la reforma educativa.
 
Asambleas de padres señalaron que no hay condiciones para que aportemos más recursos a fin de cubrir los gastos de agua, luz, predial, Internet y teléfono como se informó en algunos centros escolares, pues se requeriría de un pago anual de hasta 200 pesos por alumno.
 

 

jueves, 26 de septiembre de 2013

2 MARCHAS DE MAESTROS CONFLUYEN EN LOS PINO.


 
La Presidencia les ofreció una entrevista con un funcionario de Gobernación
La CNTE bloquea Reforma tras rechazo de Los Pinos a que dialogaran con Peña
Pequeños grupos de docentes impidieron la circulación de automóviles durante cuatro horas
 
Foto 
             
Cientos de integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación durante la marcha que realizaron del Monumento a la Revolución a la residencia oficial de Los Pinos, donde exigeron un diálogo con el presidente Enrique Peña NietoFoto Francisco Olvera
Karina Avilés y Laura Poy
 
Periódico La Jornada
Jueves 26 de septiembre de 2013, p. 9
 
La Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) bloqueó durante cuatro horas Paseo de la Reforma como medida de presión para exigir la instalación de una mesa de diálogo con el presidente Enrique Peña Nieto.
 
La dirigencia magisterial decidió realizar esta acción luego que la Presidencia de la República sólo les ofreció una entrevista con el coordinador de Enlace con los Estados de la Secretaría de Gobernación, Alejandro Ozuna.
 
Los profesores realizaron dos marchas que confluyeron en Los Pinos. Ahí, esperaron casi una hora a ser recibidos por funcionarios de alto nivel e incluso lanzaron un ultimátum para que en 30 minutos les dieran respuesta.
 
Ante la negativa del gobierno federal, los disidentes acordaron bloquear los principales cruces con Paseo de la Reforma, desde la estación Auditorio del Metro hasta la Torre del Caballito. De esta manera, se repartieron en grupos, por región y entidad en las intersecciones de Circuito Interior, la glorieta de la Diana Cazadora, el Ángel de la Independencia, La Palma, Insurgentes y donde se unen Guerrero y Bucareli.
 
El secretario general de la sección 18 de Michoacán, Juan José Ortega Madrigal, sostuvo que la administración de Peña Nieto quiere que por obra del Espíritu Santo se resuelva este conflicto, lo que obligará a una movilización mayor.
 
Afirmó que hay cerrazón indiscutible por parte del Estado para atender la problemática magisterial, y manifestó que el jefe del Ejecutivo parece que sólo es un gobernante para la iniciativa privada y mandado por los organismos internacionales. Él no quiere tener una relación con el verdadero pueblo.
 
Antes, durante el trayecto de la movilización, que partió del Monumento a la Revolución, el secretario general de la sección 22, de Oaxaca, Rubén Núñez Ginés, sostuvo que a pesar de que las leyes secundarias de la reforma educativa ya fueron publicadas no existe certeza de que éstas se apliquen, porque de lo contrario ya hubieran corrido a millones. Insistió en que los mentores disidentes no han aceptado la nueva normatividad y, por tanto, no tienen por qué ser despedidos.
 
Consideró que no existe ningún riesgo de que se pierda el ciclo escolar en Oaxaca, porque la sección 22 cuenta con un calendario alterno para reponer las clases, una vez que decidan levantar el paro.
 
Además, explicó que la participación de la CNTE en la marcha convocada por Andrés Manuel López Obrador contra la privatización del petróleo no implica complicidad o compromiso con el tabasqueño, pues los maestros están en favor de esa causa.
 
En avenida Chapultepec, frente a Televisa, salió un pequeño contingente encabezado por el magisterio michoacano. Su líder, Ortega Madrigal, señaló que la Policía Federal impidió la entrada a la ciudad de México de al menos 89 autobuses, en los que viajaban maestros procedentes de Morelia para sumarse a la movilización.
 
Sin embargo, fue notoria la reducción de profesores participantes, en particular de Oaxaca, ya que el contingente más numeroso fue el de Veracruz.
 
Anuncian la enésima asamblea representativa
Aunque se esperaba el arribo de universitarios que han suspendido labores en apoyo a la CNTE, sólo llegaron dos pequeños grupos de alumnos de la Universidad Nacional Autónoma de México y de las normales rurales de Oaxaca. Tampoco se sumaron las organizaciones sociales que han participado en los encuentros nacionales magisteriales y que han expresado su solidaridad con este movimiento.
 
Debido a los escasos contingentes en Chapultepec, los inconformes optaron por sumarse a la retaguardia de la otra marcha que partió del Monumento a la Revolución.
 
Una vez que se determinó el bloqueo de Reforma, los educadores se dispersaron en los accesos antes citados, y sólo algunas decenas se quedaron para impedir el paso de los automovilistas, que cada vez molestos manifestaron su rechazo a esta acción con insultos.
 
A las 18:00, hora pico del tráfico vehicular, la dirigencia ordenó liberar Paseo de la Reforma. Por la noche, anunciaron la realización de una asamblea nacional representativa para definir las acciones y la temporalidad de la jornada de lucha, según Núñez Ginés.

 




Pese a la convocatoria, sólo participaron unos 200 alumnos
Marchan universitarios en apoyo al movimiento del magisterio disidente

Emir Olivares Alonso
 
Periódico La Jornada
Jueves 26 de septiembre de 2013, p. 9
 
Con la intención de expresar su apoyo y solidaridad con la lucha del magisterio disidente contra la reforma educativa, estudiantes de diferentes universidades del área metropolitana de la ciudad de México realizaron una marcha ayer por la tarde, de la Estela de Luz al Monumento a la Revolución.
 
Aun cuando se trató de un acuerdo de asamblea –que se adoptó en reunión realizada la semana pasada en la Facultad de Ciencias de la Universidad Nacional Autónoma de México y en la que hubo una gran convocatoria de jóvenes de varias casas de estudio–, la movilización de ayer no funcionó como se esperaba, pues sólo acudieron aproximadamente 200 universitarios.

Los asistentes decidieron marchar sobre Paseo de la Reforma para acompañar los bloqueos que realizaban integrantes de la CNTE sobre las calles que confluyen con esa avenida. En la glorieta de la Diana, un grupo de maestros de Veracruz les pidió apoyo para reforzar los bloqueos y los jóvenes aceptaron apoyar esa acción durante 15 minutos.
 
Con mantas y carteles con consignas como Me salí del salón de clases para combatir en la lucha de clases y Gracias, maestros, por educarme con su ejemplo, pues educar no es enseñarme a obedecer, sino enseñarme a pensar y a luchar, los universitarios avanzaron hasta el Monumento a la Revolución.
 
Al paso del contingente, los profesores que realizaban los bloqueos levantaban el puño izquierdo y coreaban: Ese apoyo sí se ve. En la movilización participaron alumnos de las universidades Nacional Autónoma de México, Autónoma Metropolitana y Autónoma de la Ciudad de México, así como de la Escuela Nacional de Antropología e Historia y de la Normal Superior, entre otras.
 
Por la mañana, algunos universitarios se sumaron a las movilizaciones convocadas por la CNTE.
 
 

 

Las mayores movilizaciones, en Morelos, Jalisco y Chiapas
Amplia respuesta en estados a la jornada contra la reforma educativa

De los corresponsales
 
Periódico La Jornada
Jueves 26 de septiembre de 2013, p. 10
 
La jornada de lucha contra la reforma educativa y sus leyes secundarias convocada por la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) tuvo amplia respuesta en Morelos, Zacatecas, Jalisco, Chiapas y otros estados.
 
Durante unas dos horas, integrantes del Movimiento Magisterial de Bases de Morelos bloquearon de manera intermitente la autopista México-Acapulco, a la altura del kilómetro 84, antes de entrar a Cuernavaca (de norte a sur), en el entronque Chamilpa.

En Zacatecas, cientos de maestros tomaron durante horas el complejo de Ciudad Gobierno e impidieron que unos 3 mil burócratas ingresaran a sus oficinas. Asimismo, bloquearon el bulevar Héroes de Chapultepec, a la salida norte de la ciudad, y posteriormente marcharon por el centro histórico.

En Jalisco, miles de maestros respondieron al llamado del Movimiento de Bases Magisteriales y marcharon en Guadalajara, Puerto Vallarta, Cabo Corrientes y Tonalá.

Fuera del consulado de Estados Unidos y en la plaza de armas de la capital del estado, los manifestantes repartieron volantes donde aseguran que el gobierno federal quiere delegar en los padres de familia la responsabilidad del mantenimiento de los planteles educativos.

En Puerto Vallarta, unos 3 mil maestros caminaron hasta la presidencia municipal. Roberto Palomera Preciado, titular de la delegación de Servicios Educativos, se dijo sorprendido de que los 200 planteles de la región suspendieran clases.

Decenas de miles de maestros de las secciones 7 y 40 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), acompañados de padres de familia, estudiantes e integrantes de organizaciones indígenas y campesinas marcharon en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.

Mientras fuentes de la Secretaría de Educación del estado calcularon en 10 mil el número de asistentes, Adelfo Alejandro Gómez, secretario general de la sección 7, calculó que participaron 120 mil personas.
 
Por la tarde, más de 3 mil integrantes del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud, estudiantes y habitantes de barrios y colonias de San Cristóbal de las Casas marcharon en apoyo al movimiento magisterial y contra las reformas.
 
En Pachuca, Hidalgo, unos 500 miembros de la CNTE realizaron mítines frente a las oficinas de la Secretaría de Educación Pública y el Congreso local. Por la tarde llegaron a las instalaciones de la sección 15 del SNTE, donde repudiaron el entreguismo de su dirigente, Sinuhé Ramírez Oviedo, según afirmó Andrés Caballero Zerón, del grupo disidente.
 
En Campeche, el gobernador Fernando Eutimio Ortega Bernés firmó una declaratoria de acuerdos con la sección 4 del SNTE, en la que se asegura que se da respuesta a todas las preocupaciones de los maestros con respecto a la reforma educativa y garantiza la certidumbre de estabilidad laboral, por lo que no hay excusa para efectuar paros.
 
La firma de esos documentos (lo mismo se hizo en Veracruz) ha sido catalogada como una maniobra de los gobiernos estatales para desmovilizar las protestas.
 
Finalmente, profesores de Michoacán que se dirigían a la ciudad de México para participar en movilizaciones atacaron dos patrullas de la Policía Federal en la caseta de peaje de Zinapécuaro porque recibieron información de que en Atlacomulco, estado de México, los uniformados habían bloqueado la vía con un remolque de la empresa Coppel para impedir el paso de la caravana, informó Juan José Ortega Madrigal, dirigente estatal de la CNTE.
 
(Rubicela Morelos, Armando Cruz, Alfredo Valadez, Juan G. Partida, Javier Santos, Elio Henríquez, Ernesto Martínez y Lorenzo Chim)
 

miércoles, 25 de septiembre de 2013

BLOQUEO DE MAESTROS A EMBAJADAS.


Bloquearon Reforma y parte de Polanco
Por 5 horas maestros sitian las embajadas de EU, Francia y España
 

Foto
Integrantes de la Coordinadora Nacional de la Educación se manifestaron en los alrededores de la embajada de Estados Unidos. Los maestros bloquearon ReformaFoto Carlos Ramos Mamahua
Laura Poy y Karina Avilés
 
Periódico La Jornada
Miércoles 25 de septiembre de 2013, p. 13
 
La Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) cercó por casi cinco horas las embajadas de Estados Unidos, España y Francia, y bloqueó Paseo de la Reforma, así como las calles de Horacio y Galileo, en Polanco, para exigir la abrogación de la reforma educativa.
 
Hoy miércoles, los docentes realizarán una megamarcha que partirá a las 10 de la mañana hacia Los Pinos. La caminata saldrá de dos puntos: Reforma, a la altura del Monumento a la Revolución, y avenida Chapultepec, frente a las instalaciones de Televisa.
 
Como parte del plan de acción de la asamblea estatal de Oaxaca aprobado en las primeras horas de ayer, en el que determinaron intensificar movilizaciones en la capital del país, los profesores disidentes protestaron en las tres sedes diplomáticas, donde denunciaron la imposición de las modificaciones a los artículos tercero y 73 de la Carta Magna.
 
Cerco humano
En Reforma, los mentores bloquearon desde la glorieta de La Palma hasta el Ángel de la Independencia, aunque la policía capitalina cerró a la circulación el tramo que va de dicho monumento a la Estela de Luz.
 
Los maestros, mayoritariamente de Oaxaca, Chiapas y Veracruz, iniciaron estas acciones desde las 11 de la mañana y se retiraron cerca de las 16 horas.
 
En la embajada de Estados Unidos, ubicada en Reforma, los inconformes formaron un cerco humano, el cual extendieron a las calles de Río Danubio y Río Sena.
 
Los profesores colgaron mantas y cartulinas en contra de las nuevas disposiciones legales en materia educativa, mientras que el grupo veracruzano coreaba ¡Oaxaca atacó, Veracruz se levantó! y ¡Calleja, Calleja, te queremos tras las rejas!, en referencia al cacicazgo sindical de los Callejas en Veracruz.
 
En las representaciones de España y Francia, las cuales fueron resguardadas por un fuerte dispositivo de seguridad que les impidió a los docentes acercarse a las sedes diplomáticas, se concentraron representantes de las regiones del Istmo, Tuxtepec, Costa, Cañada, Sierra y Mixteca, de Oaxaca, quienes demandaron a los representantes de esas naciones difundir lo que ocurre en México, con un gobierno que no escucha a sus maestros.
 
Por otro lado, en el contexto de la asamblea estatal más reciente de los oaxaqueños, se informó que hay 100 escuelas tomadas en su entidad y se esbozó un plan de acción que contempla una manifestación junto con el Sindicato Mexicano de Electricistas el próximo viernes, en contra de la privatización del petróleo y la participación masiva en la marcha del 2 de octubre.
 
 También se detalló que 3 mil 40 profesores de Valles Centrales optaron por permanecer de manera masiva en la ciudad de México y 932 en forma representativa. De la Costa, fueron mil 20 votos contra 218; de la Sierra, 518 contra 138; de Tuxtepec, 799 contra 280 y, de la Cañada, 423 mentores contra 228.
 
Las únicas dos regiones que se pronunciaron por tener el campamento con un porcentaje de docentes fueron la Mixteca, con mil nueve profesores contra 728 y el Istmo, con 807 votos contra 349.
 

OAXACA SE QUEDA EN EL DF.

La decisión se tomó con el apoyo de 6 mil 877 profesores de un total de 76 mil 649 agremiados
Maestros de la sección 22 de Oaxaca mantendrán presencia masiva en el DF
Foto
             
Maestros de la sección 22 de Oaxaca realizaron el lunes la consulta para decidir su permanencia masiva en la ciudad de MéxicoFoto Carlos Ramos Mamahua
Karina Avilés
 
Periódico La Jornada
Martes 24 de septiembre de 2013, p. 15
 
Los maestros de la sección 22 de Oaxaca determinaron con 6 mil 877 votos –de un total de 76 mil 649 agremiados en aquella entidad– permanecer de manera masiva en la capital del país, por lo que no reanudarán las clases en su estado.
 
La postura de quedarse en la ciudad de México con un porcentaje representativo de profesores perdió, con 3 mil 712 votos.
 
De acuerdo con los resultados de la consulta a las bases dados a conocer  ayer por la noche en la asamblea estatal de dicha sección, los mentores continuarán su lucha en el Distrito Federal.
 
El plebiscito se inició antes del mediodía en el campamento que mantienen en el Monumento a la Revolución.
 
Los representantes de las 831 delegaciones sindicales preguntaron a sus sectores la modalidad en que seguirá la protesta por la abrogación a la reforma educativa y repartieron el documento de orientación en el que admite que no hay respuestas del gobierno de Enrique Peña Nieto a su exigencia central.
 
El cuestionario fue el siguiente: 1. ¿Cómo consideras que debe darse la continuidad de la jornada de lucha para la abrogación de las reformas y adiciones hechas a los artículos 3 y 73 de la Constitución? a) masivo b) representativo. 2. En caso de que la respuesta sea masivo, ¿qué estrategias propones para fortalecer la lucha? 3. Si la respuesta es representativo, ¿en qué porcentaje?
 
Los maestros respondieron a las interrogantes en pequeñas reuniones debajo de los techos multicolores de plástico en la gran explanada. La discusión comenzó, mientras algunos tomaban café, otros abrían latas de atún o preparaban el desayuno y, otros más, sacudían el agua de los plásticos en que duermen.
 
La jornada no consistió sólo en dar respuesta a las tres preguntas, sino en también analizar los alcances que ha tenido el movimiento magisterial.
 
En torno a una mesa de supermercado, profesores de la delegación D-I-332 dijeron que ellos votaron por seguir de frente.
 
La gente está bien encabronada. El gobierno nos quiere mandar a la bolsa del desempleo, dijeron. Su representante, quien hacía los últimos papeleos, escuchaba los comentarios del resto de sus compañeros.
 
Estamos dispuestos a asumir los costos, insistieron. Ahí, una pareja de profesores zapotecos platicó que su hija de siete años –quien en este momento está al cuidado de su abuela en Oaxaca– asiste a una escuela unitaria, en la que el papá es también el maestro de 20 niños de primero a sexto grado, en el pueblo de San José Cerro La Cruz, Tonameca.
 
Los padres recuerdan que la pequeña les hace preguntas como ¿a qué horas empezarán las clases?. Entonces, responden a su hija que lo que puede aprender en un mes, lo aprenderá a lo largo de su vida. Le explicamos que ahorita lo que está en juego es el trabajo, y que de él depende la alimentación y la educación.
 

LA REBELIÓN DE LOS MAESTROS.

Seguimos en rebelión
La CNTE buscará el miércoles retornar al Zócalo
Hoy habrá megamarcha de desagravio debido al desalojo por la Policía Federal
 
Foto 
             
Dirigentes de la CNTE, al concluir el segundo Encuentro Magisterial Popular, ayer, en la sede de la sección 9, en el Centro HistóricoFoto Francisco Olvera
Arturo Jiménez y Laura Poy
 
Periódico La Jornada
Domingo 15 de septiembre de 2013, p. 2
 
La Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) buscará este miércoles 18 reinstalar el plantón que mantuvo en el Zócalo capitalino hasta el viernes pasado, cuando fue desalojado por la Policía Federal. La acción iniciará a las 10 de la mañana con una marcha que partirá del Monumento a la Revolución, donde ahora se ubica el campamento. Además, este domingo 15, a partir de las 5 de la tarde, realizará una megamarcha de desagravio de la Estela de Luz al mencionado monumento.
 
Allí la CNTE efectuará un festival cultural y una ceremonia del Grito de Independencia en rebeldía, en rechazo al autoritarismo del gobierno priísta. Llamó también a un segundo paro cívico nacional para el jueves 19 y viernes 20 de este mes, que incluye una marcha a Los Pinos y movilizaciones en los estados. Y el sábado 21 realizará el tercer Encuentro Nacional Magisterial Popular. Seguimos en rebelión, en desobediencia civil, dijo la coordinadora.
 
El plan de acciones fue decidido ayer precisamente durante el segundo Encuentro Nacional Magisterial Popular, en el que participaron representantes de varias secciones sindicales y de diversas organizaciones ­sociales.
 
Otro acuerdo del encuentro, celebrado en la sección 9 del Distrito Federal, fue avanzar en la unidad nacional y en el proceso de acumulación de fuerzas con sectores y organizaciones que están en contra de las reformas educativa y energética, a las que se calificó de neoliberales.
 
Cada vez somos menos un movimiento magisterial y más un movimiento popular, dijo el dirigente de la sección 14 de Guerrero, Gonzalo Juárez, quien luego del encuentro dio una conferencia de prensa junto con Rubén Núñez, de Oaxaca; Francisco Bravo, del Distrito Federal, y Juan José Ortega, de Michoacán, entre otros, quienes reiteraron sus demandas de derogar la reforma educativa y de dialogar directamente con el presidente Enrique Peña Nieto.}
Afirmaron que, tras la represión del viernes, tenemos la moral y el ánimo muy en alto. Agregaron que el desalojo del Zócalo fue un acto reprobable, pues el gobierno federal nuevamente impuso la fuerza pública ante el derecho de los maestros. El gobierno y sus leyes han sido rebasados por poderes fácticos que no corresponden a la realidad de un país como el nuestro.
 
Por la noche, delegados sectoriales y regionales de la sección 22 de Oaxaca retomaron los trabajos de su asamblea estatal en el auditorio del Sindicato Mexicano de Electricistas, donde se deberá definir si habrá o no un reforzamiento masivo de su campamento en el Distrito Federal.
Dirigentes magisteriales informaron que hay una orientación para permanecer hasta el 17 de septiembre, y luego volver a valorar las condiciones que enfrentamos, pero la propuesta es impulsar movilizaciones para este domingo y lunes.
 
No obstante, reconocieron que algunas de las delegaciones del magisterio oaxaqueño están bajo mucha presión porque les quieren reabrir las escuelas, y se percibe la necesidad de ir a hablar nuevamente con los padres de familia para bajar ­información.
 
 
Hasta el cierre de esta edición continuaba el encuentro, que concluirá en las primeras horas de este domingo.
 
 
 
Aflora la solidaridad con los profes en forma de alimentos, fármacos, cobijas y zapatos
En el Monumento a la Revolución reorganiza ya la CNTE su lucha
 
Foto 
             
Centenares de profesores de la sección 22 de Oaxaca, en el campamento instalado ayer en el Monumento a la RevoluciónFoto Francisco Olvera
Laura Poy y Arturo Jiménez
 
Periódico La Jornada
Domingo 15 de septiembre de 2013, p. 3
 
En el primer día de la resistencia magisterial fuera del Zócalo capitalino, cientos de profesores de la CNTE se reorganizaron en el Monumento a la Revolución para instalar un nuevo campamento.
 
Esta vez no lo hicieron solos. Tras la entrada de miles de policías federales a la explanada de la Plaza de la Constitución, la ayuda comenzó a llegar.
 
Profesores jubilados y en activo, vecinos, académicos de universidades públicas, amas de casa, pensionados, estudiantes y transeúntes acudieron a la Plaza de la República para donar alimentos, medicinas, lonas, cobijas, ropa e incluso calzado.
 
Familias como los López, quienes se trasladaron desde Ecatepec, estado de México, para donar dos cartones de huevo, 500 bolillos y tres cajas de galletas, aseguraron que el desalojo “nos dio impotencia, desesperación de no poder hacer nada. Son nuestros profes, y no se vale que los saquen así”.
 
Al pie del monumento también acudió doña Socorro, madre de dos maestras, quien decidió donar lo ahorrado para la fiesta de este 15 de septiembre. Estudiantes de ciencias políticas de la UNAM compraron dos anafres y una colcha.
 
Pero fueron decenas de personas quienes acudieron con alimentos, ropa, agua, cajas de cartón, artículos de limpieza, pedazos de plástico, e incluso cartulinas, plumones y papel, para apoyar a los mentores, cuyo campamento creció a lo largo del día.
 
Bajo una intensa lluvia que no dio tregua a los maestros, algunos colgaron de postes y farolas improvisados techos de plásticos que al ser insuficientes daban apenas cobijo a decenas de mentores que se apiñaban debajo.
 
Muchos de los mentores llegados a la Plaza de la República traían sólo lo puesto. La mayoría perdió todo: ropa, zapatos, casas de campaña, lonas, dinero, comida, y hasta el anafre.
 
Aquilina Procopio Luna, maestra de prescolar en la comunidad de Santiago Atitlán, en la región de la sierra oaxaqueña, lamenta: Lo dejamos todo. La forma en que entraron sí da miedo, y no hubo tiempo de nada. Perdimos ropa, zapatos, lo que nos donaron de despensa, nuestro carbón y hasta los trastos para comer.
 
Formada frente a una carpa de la que cuelga un rótulo de cartón en que se lee cobijas, afirma que el desalojo del Zócalo capitalino no fue limpio. Los policías arremetieron contra todo, lo que no destruyeron lo tiraron a la basura.
 
Junto a ella, Amalia Martínez, docente de primaria de esa comunidad, reconoce que gracias al apoyo de mucha gente seguimos aquí. Como pudimos pasamos la noche arrinconados, resguardados en las entradas de edificios, o donde se pudo.
 
El poco de dinero que teníamos, asegura, ya lo gastamos, y es que quedarse sin nada es una sensación muy fea, de desesperación, te da mucha tristeza.
 
El acopio de ropa y víveres reunió a decenas de maestros que participaron en la distribución por sector y región. Improvisaron mesas para entregar alimentos enlatados, ropa, calzado y artículos de limpieza, pero la mayor demanda era por cobijas, plásticos, lonas y cartón.
 
A unos metros de la explanada central del Monumento a la Revolución, bajo una lona roja de la que cuelga un letrero que indica región Costa, Pinotepa Nacional, la maestra Gloria dobla cuidadosamente un trozo de plástico azul que le servirá de colchón.
 
Advierte que si el presidente Enrique Peña Nieto ya olvidó que fue un maestro quien le enseñó a leer y escribir, muchos de quienes nos están apoyando no lo han hecho, y por ellos no podemos darnos por vencidos.
 
 
Marchan organizaciones, estudiantes y padres de familia
Exigen en 7 estados que se abrogue reforma educativa
 
Foto 
             
Integrantes del FUL-APPO de Oaxaca realizaron una marcha en solidaridad con la CNTEFoto La Jornada
De los corresponsales
 
Periódico La Jornada
Domingo 15 de septiembre de 2013, p. 5
 
Miles de integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), organizaciones civiles, estudiantes y padres de familia de siete estados del país exigieron este sábado al gobierno del priísta Enrique Peña Nieto abrogue la reforma educativa, además de repudiar el desalojo de los profesores que ocupaban el Zócalo de la ciudad de México.
 
En Oaxaca no habrá Grito de Dolores porque no hay nada que festejar, afirmaron integrantes del Frente Único de Lucha hacia la Reconstrucción de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (FUL-APPO).
 
En Chiapas, más de mil padres de familia y maestros marcharon en Tapachula en rechazo a la reforma.
 
En Morelos, el Movimiento Magisterial reprobó la actitud represiva del gobierno federal.
En Guerrero, integrantes de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (Ceteg) se manifestaron en Acapulco contra la reforma educativa.
 
En Jalisco, unos 150 manifestantes, entre universitarios, miembros de organizaciones no gubernamentales y docentes marcharon en Guadalajara, en protesta por el desalojo del Zócalo.
En Chihuahua también hubo manifestaciones. En tanto, unos 250 profesores de la CNTE y del sindicato de maestros del estado de México marcharon en Ecatepec en repudio a la reforma educativa.
 
En Puebla, profesores tomaron la caseta de San Martín Texmelucan y permitieron el libre tránsito.
 
Jorge A. Pérez Alfonso, Elio Henríquez, Rubicela Morelos, Héctor Briseño, Mauricio Ferrer, Rubén Villalpando, René Ramón y Lorenzo Chim
 
 
Acampaban en la plaza Lerdo de Tejada
Desalojan a profesores en Jalapa
Eirinet Gómez
Corresponsal
Periódico La Jornada
Domingo 15 de septiembre de 2013, p. 5
Jalapa, Ver., 14 de septiembre.
 
Profesores que acampaban en la plaza Sebastián Lerdo de Tejada, en esta ciudad, en protesta contra la reforma educativa, fueron desalojados de manera violenta por elementos de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) del estado durante la madrugada de hoy.

Alrededor de las dos de la mañana, un grupo de granaderos apoyados por la policía montada procedieron a desalojar a casi 50 docentes y estudiantes que acampaban en el sitio.
 
En la gresca también hubo cinco comunicadores agredidos, informó Jorge Morales, integrante de la Comisión Estatal de Atención y Protección de Periodistas.
 
Los manifestantes accedieron a desalojar la plaza Lerdo, pero que lo harían a las ocho de la mañana del sábado, lo que fue aceptado por el funcionario. No obstante, durante la madrugada de este día ocurrió el desalojo.
 

REPRESIÓN MAGISTERIAL 13 SEPTIEMBRE 2013


SI EL VIDEO ESTÁ BLOQUEADO (DARLE A VER)
Arrasa la policía el plantón de la CNTE
 
Foto
             
Detención de un activista durante el operativo de la Policía Federal, ayer en la Plaza de la ConstituciónFoto Ap
Laura Poy, Arturo Jiménez, Fabiola Martínez, Gabriela Romero y Ángel Bolaños
 
Periódico La Jornada
Sábado 14 de septiembre de 2013, p. 2
 
Una fuerza de más de 3 mil policías federales se desplegó la tarde de ayer para ocupar la Plaza de la Constitución y de ese modo terminar con el plantón que a lo largo de cinco meses mantuvieron maestros de varias entidades en rechazo a la reforma educativa.
 
Como resultado del operativo hay un saldo preliminar de 32 personas detenidas, un número indeterminado de profesores lesionados por las fuerzas del orden, y al menos 15 policías con heridas leves, a decir de Manuel Mondragón, comisionado nacional de seguridad.
 
La tensión se inició la madrugada de este viernes, cuando aún miles de mentores pernoctaban en la plancha, y los asistentes a la asamblea plenaria del magisterio de Oaxaca conocieron del ultimátum lanzado la tarde del jueves por la Secretaría de Gobernación para desalojar el Zócalo.
 
Desde las primeras horas de ayer, la decisión estaba tomada, pues el gobierno federal lanzó la advertencia a la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), a la que instó a presentar una respuesta clara la misma noche del 12 de septiembre.
 
Sin embargo, en las primeras horas de este viernes, algunos delegados sectoriales y regional de Oaxaca mantenían la idea de no retirarse de la plaza y resistir, pese a que otros sectores impulsaban el retiro por voluntad propia.
 
El debate fue largo y acalorado, se prolongó por más de 10 horas ante la resistencia de un grupo minoritario de representantes a desalojar la plaza a fin de mantener la dignidad y no retirarnos. La orientación de Rubén Núñez Ginés fue la consulta a las bases.
 
Las horas trascurrían y los numerosos secretarios generales sectoriales y regionales aún desconocían la información. Hasta las 5 de la mañana se les convocó a una asamblea al auditorio del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), a fin de iniciar una discusión.
 
Y fue hasta las 8.40 de la mañana cuando Núñez Ginés dio el aviso a sus bases. El emisor de la advertencia del gobierno federal fue el subsecretario de Gobernación, Luis Enrique Miranda, contaría después el dirigente.
 
En un clima ya de nerviosismo los educadores decidieron irse en marcha del SME hacia el Zócalo. Un grupo mantuvo la decisión de reforzar el campamento, o sea, no ceder y resistir hasta el límite de nuestras fuerzas.
 
Ahí llegaron a informar a sus compañeros de la situación de alerta. La plaza cambió por completo en unos cuantos minutos. Primero, se inició el éxodo de buena parte del contingente. Luego, los docentes que decidieron atrincherarse y armaron barricadas con vallas de metal, lonas, plásticos y cartón, al tiempo que comenzaron a armarse de tubos, palos, piedras y botellas para responder al embate, mientras tres helicópteros de la Policía Federal sobrevolaban el Zócalo.
 
Poco antes de las 12 horas, y ante la inminencia de un desalojo, el Gobierno del Distrito Federal solicitó a los empleados de sus oficinas centrales, ubicadas frente a la Plaza de la Constitución, salir de los inmuebles, así como una de las sedes de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal. Además se pidió a los comerciantes de la zona centro bajar su cortina, mientras que suspendieron servicio las estaciones del Metro Pino Suárez, Zócalo, Allende, Bellas Artes, Juárez, Balderas, San Juan de Letrán y Salto del Agua.
 
El primer ultimátum de la administración peñista fue al mediodía; el segundo y definitivo, a las cuatro de la tarde. La mayoría se replegó antes del avance de la Policía Federal. El secretario general de la sección 22 (Oaxaca), Rubén Núñez Ginés, fue quien encabezó el repliegue de sus bases sobre la avenida 20 de Noviembre, por lo que minutos antes de cumplirse el plazo indicó que ya se retiraban.
 
De diversos puntos de la plancha y en las callles 20 de Noviembre, Moneda, Madero y 5 de Mayo se levantaron llamas de las fogatas que prendieron en unos minutos.
 
Las bases andaban desperdigadas por las calles aledañas y las bocacalles. Uno de los mayores grupos se concentró en la esquina de 20 de Noviembre y Venustiano Carranza, donde instalaron una barricada, e incluso atravesaron un retroexcavadora para intentar impedir el paso de los cuerpos policiacos.
 
Eran cerca de las 14 horas cuando integrantes de la dirección política de la sección 22 de Oaxaca informaron que se realizaría un último intento de dialogar con las autoridades federales y capitalinas.
 
La dirigencia se trasladó a esa esquina, adonde acudieron el secretario de Gobierno del Distrito Federal, Héctor Serrano; el comisionado de la Policía Federal, Enrique Galindo, y el secretario de Gobierno de Oaxaca, Alfonso Gómez Sandoval. El acuerdo fue otorgar dos horas más de plazo, aunque los mentores solicitaron cinco.
 
Encuentro urgente
Con un nuevo ultimátum, la dirigencia seccional convocó a una reunión urgente de representantes regionales, quienes, pese a la insistencia del secretario de Organización, Francisco Villalobos, de mantener un liderazgo responsable y cuidar a los compañeros, determinaron –los pocos que aún quedaban en la plancha– permanecer y resistir todo lo que se pueda.
 
Desde las 15 horas los profesores comenzaron a reforzar las barricadas y a mantener encendidas las fogatas. Decenas se organizaron en pequeños grupos portando palos y tubos para esperar la llegada de los uniformados.
 
Concluido el plazo, y sin que la totalidad de ellos y de manifestantes que ahí se concentraban, entre los que se incluían decenas de jóvenes que portaban camisetas negras y paliacates que les cubrían el rostro, hubieran abandonado la plaza, a las 16:15 inició el operativo de desalojo, el cual no tardó más de cinco minutos en liberar la explanada.
 
Sólo pequeños grupos de cinco u ocho educadores se quedaron en el Zócalo para intentar alguna resistencia a los policías federales que avanzaron en pocos minutos por toda la explanada. Ante la presencia de las fuerzas de seguridad, decenas de maestros corrieron hacia 20 de Noviembre.
 
En las bocalles que van de esa avenida hacia Izazaga y Eje Central, se dieron diversos enfrentamientos entre manifestantes y policías federales, mientras que el contingente mayoritario de los mentores intentaba llegar al Monumento a la Revolución.
 
En ese trayecto un grupo de al menos 250 educadores, entre quienes se encontraban los dirigentes de Oaxaca, Núñez Ginés, de Michoacán, Juan José Ortega Madrigal, y del Distrito Federal, Francisco Bravo, fueron encapsulados por fuerzas federales, ante un enfrentamiento con un grupo de anarquistas en la esquina de Eje Central y 16 de Septiembre.
 
Durante casi media hora mantuvieron concentrados a los profesores en una acera, mientras los dirigentes fueron trasladados en una camioneta de la Policía Federal en la que se dijo también se encontraba el subsecretario de Gobierno de la Secretaría de Gobernación, Luis Enrique Miranda Nava.
 
Los integrantes de la comisión de negociación del magisterio fueron conducidos al Palacio de Covián, donde sostuvieron un breve encuentro con Miranda Nava, quien les solicitó conminar a sus bases a cesar las movilizaciones a fin de que continúe el dialogo el martes próximo.
 
Poco después de las 18, cuando poco más de 3 mil maestros disidentes comenzaron a reagruparse en el Monumento a la Revolución, Francisco Villalobos informó que nos vamos a reorganizar en esta plaza, porque la resistencia magisterial no ha sido derrotada.
 
Al arribo de la dirigencia nacional de la CNTE al lugar, se informó que este sábado también acudirían nuevamente a la SG para una reunión de balance y conocer con precisión el número de lesionados y diversas incidencias, reunión que, dijeron, está prevista para las 10 horas.
 
El secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, y el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, justificaron, en mensajes separados, la acción policial.
 
Hasta el cierre de esta edición, los mentores continuaban la instalación de su campamento en el Monumento a la Revolución, y la elaboración de listas de heridos y probables detenidos, la cual estimaron algunos docentes en más de cien.
 
 
 
11 horas: la CNTE denuncia ultimátum

Foto 
             
Arremetida de la Policía Federal contra el plantón del magisterio disidente, la tarde de este viernesFoto Víctor Camacho
De la Redacción
 
Periódico La Jornada
Sábado 14 de septiembre de 2013, p. 2
 
Pasadas las once de la mañana, el secretario general de la sección 22 de Oaxaca, Rubén Núñez Ginés, denunció que la Secretaría de Gobernación les dio un ultimátum para que los integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación abandonaran el Zócalo a las 12 horas o serían desalojados. Ante la amenaza de las autoridades, la resistencia del movimiento magisterial es más grande que nunca, exclamó ante sus bases.
 
A las 13 horas, Núñez Ginés declaró que la CNTE tiene abierto el diálogo con el Gobierno del Distrito ­Federal.
 
A las 16:10, poco antes de la entrada en acción de la Policía Federal, el dirigente de los maestros oaxaqueños, abordado en la calle 20 de Noviembre, respondió que se quedaban ahí para reagruparse
 
 
 
 
Líderes de la CNTE quedaron en medio de un choque entre granaderos y jóvenes
Heridos y detenidos en zacapelas cerca del Zócalo
 

Foto 
             
Escena captada en la calle de Mesones, durante la refriega de ayerFoto Roberto García Ortiz
Arturo Jiménez, Laura Poy y Fabiola Martínez
 
Periódico La Jornada
Sábado 14 de septiembre de 2013, p. 4
 
Tras el desalojo y toma del Zócalo capitalino por la Policía Federal, que comenzó alrededor de las 16:15 horas, en las calles circundantes hubo varias zacapelas entre los inconformes y las fuerzas de seguridad, que dejaron varios heridos, detenidos y encapsulados.
 
Entre estos últimos estuvieron los dirigentes de la sección 22 de Oaxaca, Rubén Núñez Ginés y Francisco Villalobos, así como Francisco Bravo, de la 9 del Distrito Federal, quienes al parecer quedaron en medio de un choque entre policías y jóvenes no considerados como maestros.
 
Tras ser identificados y luego liberados, los dirigentes fueron llevados en vehículos oficiales hasta la Secretaría de Gobernación para continuar las negociaciones.
 
En otros enfrentamientos hubo lanzamientos de piedras, palos y objetos diversos entre jóvenes activistas, varios con el rostro cubierto, y uniformados, como sucedió en la calle de José María Izazaga, entre 5 de Febrero e Isabel la Católica. Los jóvenes se asumían como anarquistas y al parecer son de la ciudad de México.
 
Otra agresión de jóvenes a vallas de policías federales se observó en Eje Central Lázaro Cárdenas e Izazaga, en medio de la nutrida circulación de transeúntes y curiosos, quienes a la hora de mayor tensión se refugiaban en locales comerciales, el mercado de la zona, se pegaban contra las paredes o de plano corrían para alejarse.
 
El operativo de la Policía Federal, apuntalado por granaderos del gobierno capitalino e integrado por decenas de uniformados y tanquetas lanzagua, ingresó por la calle de Moneda y de ahí comenzó la ocupación de la disputada Plaza de la Constitución y de las calles de acceso al primer cuadro del Centro Histórico, como Pino Suárez.
 
Los casi 4 mil docentes que quedaban –pues desde la mañana había comenzado una retirada constante– casi no confrontaron de manera directa a la policía y en su mayoría se concentraron y fluyeron por 20 de Noviembre, doblaron por Mesones y se enfilaron hacia el poniente, rumbo al Monumento a la Revolución, para reorganizarse y pernoctar.
 
Según reportaron maestros, en la explanada del Palacio de Bellas Artes al menos tres compañeros suyos fueron heridos por los policías federales: una maestra de Tuxtepec que sangraba de la cabeza tras ser golpeada con una piedra; un maestro, herido en la mejilla derecha con un escudo, y otro más no identificado, al que patearon entre unos 20 uniformados y se lo llevaron a rastras, desmayado, hasta un camión de mudanzas amarillo, que luego partió del lugar.
 
Mentores oaxaqueños reportaron que cuatro granaderos federales se llevaron también a una muchacha de pantalón rosa, a la que le iban torciendo la mano, aunque no pudieron confirmar si era profesora o activista.
 
 
Los maestros justificaban su permanencia en el plantón: venimos a defender nuestro empleo
¡Nos van a madrear, vienen con todo!
 

Foto 
             
Elementos de la Policía Federal comienzan el operativo de desalojo de maestros de la CNTE de la explanada del ZócaloFoto Alfredo Domínguez
Arturo Cano
 
Periódico La Jornada
Sábado 14 de septiembre de 2013, p. 5
 
Faltan dos horas para el desalojo. Azael Santiago Chepi, ex secretario general de la sección 22 del SNTE, mira el muro azul de policías federales y alza los hombros, resignado: Nos van a madrear, eso que ni qué. Vienen con todo el aparato.
 
Un poco antes, los líderes de la coordinadora han hablado con mandos policiacos. Les dan dos horas. Los dirigentes pasan al lado de las vallas metálicas tras de las cuales está parado Chepi (ya volví a mi escuelita en la Mixteca) y se acercan a un grupo mayor para dar el informe.
 
A espaldas del ex dirigente de la 22, el Zócalo se mira semivacío. Muchos maestros se han ido. La plaza es un reguero de papeles, mecates y trozos de plástico. No venimos por los espejitos que nos quieren dar. Venimos a defender nuestros empleos y el pan nuestro de cada día.
 
Las cavilaciones del ex secretario general son interrumpidas por una consigna que sale de la bolita que rodea a los actuales líderes: ¡Ni un paso atrás, ni un paso atrás.
 
Así será, dice Chepi, porque los maestros ya entendimos que esta no es una jornada de lucha más, es la última batalla.
 
Unos minutos antes, el comisionado de la Policía Federal, Enrique Galindo, ha dicho que encontró buena disposición de los maestros y que esperarán un par de horas mientras ellos deliberan.
 
La discusión tiene lugar bajo una de las grandes carpas que los maestros usaron para guarecerse de la lluvia en su plantón de casi un mes. Termina con el mismo grito de ni un paso atrás. Rubén Núñez, secretario general de los oaxaqueños, se da tiempo para tomarse la foto del recuerdo con algunos de los integrantes de su comité ejecutivo. Alzan los puños y sonríen para la foto, pero las suyas son sonrisas nerviosas.
 
Del repliegue táctico a la desbandada
La historia había comenzado en una asamblea convocada a las cinco de la mañana, en el local del SME. Durante varias horas se debatió si levantar o no el plantón. Cerca de las nueve, Núñez, el secretario general, informó que la Secretaría de Gobernación había dado un ultimátum para levantar el plantón. La asamblea reventó entre gritos de: ¿Qué hacemos aquí entonces? ¡Vamos con nuestros compañeros al Zócalo!
 
Los dirigentes pedían calma. Vamos a analizarlo, compañeros. ¡Nada de analizar, cállese, y ustedes van por delante!.
 
Así es como lo que pudo ser un repliegue táctico termina en desbandada.
 
Se nos impusieron las divisiones, los sectarismos, las revanchas internas, dice un profesor veterano.
 
Es cierto que a la hora de la entrada de la Policía Federal, poco después de las cuatro de la tarde, ya casi no había maestros en la plaza. Claro, fue un desalojo a helicopterazo limpio. Todas las calles cercanas a la Plaza de la Constitución se llenaron de policías federales y los helicópteros sobrevolaron durante horas, a ratos muy bajito, sobre el campamento de los maestros. Nunca había visto el pánico colectivo, resume el mesero de un restaurante frente a la plaza. En vano, una docena de profesores, armados sólo con un megáfono, trataban de levantar el ánimo de quienes se resistían a marcharse al grito de “¡Zapata vive…!”
 
El día que no hubo Centro
Entre tiendas de campaña y mochilas abandonadas, Fernando Soberanes, uno de los líderes históricos de la 22 dibuja la situación con cuatro palabras: Está de la chingada.
 
Soberanes, con larga experiencia en educación bilingüe y bicultural, habla mientras humean los montones de basura: Ya impusieron las leyes. Pero ahora vienes los planes y programas y, claro, la operación, que está en nuestras manos. Y ahí es donde debemos estar, con los padres de familia, en diálogo, en consulta permanente.
 
Al cumplirse el plazo dado por el comisionado Manuel Mondragón y Kalb, esto es lo que se mira desde la esquina de 16 de Septiembre: un grupo de maestros se toma la foto del recuerdo como si nada ocurriera; chavos vestidos de negro buscan cuanto objeto pueda ser útil para una barricada; varios maestros doblan con mucho cuidado un toldo de plástico azul, y el padre de la patria (un señor que hace el papel desde hace meses y que, para el efecto, incluso se rapó la frente) renguea entre anarquistas con todo y el estandarte de la Virgen de Guadalupe.
 
Las calles del Centro Histórico están irreconocibles, tal como lo había avisado, horas antes, una vendedora ambulante a los despistados que salían del Metro Allende: ¡No hay centro, señores, no hay centro, todo está cerrado!
 
La entrada de las fuerzas federales a la plaza mayor se consuma en apenas unos minutos. Algunos grupos de chavos lanzan piedras y botellas, e incluso algunas molotov que se ceban.
 
Los escarceos más serios ocurren más allá, en las inmediaciones de la Alameda. A los ciudadanos que reclaman la PF les responde con polvo de extintores de incendios. Varios centenares de maestros de Oaxaca son atrapados por la policía en el Eje Central. Un bloque de granaderos les sale al paso por Venustiano Carranza y otro por 16 de Septiembre. Los arrinconan contra las cortinas metálicas de los comercios cerrados. Y sólo los dejan salir, formados, cuando van mostrando sus credenciales de maestros. El que no tiene credencial se queda.
 
Las pantallas y la clase política celebran la limpieza del operativo (32 detenidos y 40 lesionados no son nada). Mucha suerte, desea una televisora al comisionado Mondragón. El PAN reclama la tardanza del gobierno federal y un sector del PRD condena el desalojo, bendecido días atrás, en un arrebato nostálgico, por su presidente Jesús Zambrano.
 
Justo este día, el gobierno federal invita a los mexicanos a compartir una imagen donde demuestres tu amor y orgullo por nuestro país.
 
Algún maestro oaxaqueño podría proponer las botas de los granaderos sobre las tortillas regadas y el letrero pisoteado donde se alcanza a leer: Cocina de la región Tuxtepec.
 
Porque la imagen fija en las mentes de los maestros será que antes que el primer Grito de Peña Nieto, y para que fuera posible, en el Zócalo tronaron las aspas de los helicópteros.
 
 
En Oaxaca, las protestas más importantes después del desalojo policiaco en el Distrito Federal
Marchas y bloqueos en 9 estados en apoyo a maestros de la CNTE

Foto 
             
Después del desalojo de la Plaza de la Constitución, la Policía Federal cercó a los profesores en la esquina del Eje Central y 16 de Septiembre. Los iban liberando cuando se identificaban como mentoresFoto Francisco Olvera
De los corresponsales
 
Periódico La Jornada
Sábado 14 de septiembre de 2013, p. 7
 
Las protestas contra la reforma educativa que tuvieron lugar ayer en los estados se iniciaron con el cierre de vialidades que conducen a la ciudad de Tlaxcala, continuaron con el bloqueo de los accesos al aeropuerto de Minatitlán y al parque industrial de Orizaba, en Veracruz; concluyeron con movilizaciones de solidaridad a la gremial después del desalojo de integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), en el Zócalo de la ciudad de México.
 
Las protestas más representativas, después del operativo de la Policía Federal (PF) ocurrieron en Oaxaca, donde diversas organizaciones, simpatizantes de la sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) y normalistas realizaron diversas acciones de inconformidad.
 
Hubo momentos de tensión cuando integrantes de agrupaciones afiliadas al Frente Único de Lucha hacia la Reconstrucción de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (FUL-APPO) retiraron las vallas colocadas en torno al Palacio de Gobierno y comenzaron a golpear las puertas para tratar de ingresar.
 
Los manifestantes colocaron las vallas en las cuatro esquinas de la plaza central del Zócalo; minutos después integrantes del Frente Popular Revolucionario retuvieron varios autobuses del transporte urbano, con los que cercaron el centro histórico.
 
Los policías que resguardaban el recinto alcanzaron a cerrar las puertas y a detener a un profesor, lo que provocó un conato de bronca; los inconformes retuvieron a los comandantes Guillermo Luna y Pedro Cruz, a quienes minutos después liberaron al tiempo que los agentes dejaban en libertad al mentor.
 
Otro contingente del FUL-APPO tomó las instalaciones de la Corporación Oaxaqueña de Radio y Televisión, y Radio Universidad, perteneciente a la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca. También bloquearon la carretera federal 190, Oaxaca-Istmo, y miembros de la Coordinadora Estudiantil Normalista del Estado impidieron la circulación en la carretera federal 175 Oaxaca-Puerto Escondido.
 
En tanto, profesores agremiados al Sindicato de Maestros del Estado de México se apostaron en el kilómetro 31 de la carretera federal México-Texcoco para exigir que se frene la represión perpetrada por la PF. En Pachuca, Hidalgo, integrantes de la CNTE realizaron una marcha para expresar su inconformidad por el desalojo.
 
En Chiapas, el magisterio agrupado en la sección 7 del SNTE, que desde el 28 de agosto pasado mantiene un paro de labores y un plantón en el centro de Tuxtla Gutiérrez se declaró en alerta máxima tras el desalojo en la capital del país. Acordaron unilateralmente replegarse hacia la avenida y la calle Centrales para no obstaculizar la ceremonia del Grito de Independencia.
 
Decenas de maestros bajacalifornianos protestaron en Mexicali y Tijuana en repudio a las medidas represivas del gobierno de Enrique Peña Nieto para acallar la inconformidad por la reforma educativa.
 
Desde las 10 de la mañana de este viernes, cientos de docentes adscritos al subsistema de enseñanza básica pública en Tlaxcala cerraron los tres principales accesos a la capital del estado, en demanda de la abrogación de la reforma educativa promulgada por el presidente Peña Nieto.
 
Contingentes de miembros y simpatizantes de la CNTE y del autodenominado Digno Movimiento de Bases Magisteriales de Tlaxcala bloquearon las carreteras federal Tlaxcala-Puebla, la autopista a México, en el tramo San Martín Texmelucan-El Molinito, y la vía corta Santa Ana Chiautempan-Puebla.
 
En Veracruz, maestros bloquearon el acceso al aeropuerto de Minatitlán, en el sur de la entidad, provocando que algunos pasajeros no pudieran abordar sus vuelos en el horario que tenían programado.
 
poemas de amor