sábado, 6 de julio de 2013

Acuerdo del gobierno y el SME; jubilarán a mil 300 ex electricistas


Beneficiarios, integrantes del grupo en resistencia; levantan el plantón en la SG
 
El plan de retiro, avance importante, señalan; aún falta resolver el fondo del conflicto: la reinserción laboral

Anuncian que reanudarán la mesa de negociación para tratar otros temas
 
Foto
Integrantes del Sindicato Mexicano de Electricistas levantaron el plantón que mantenían desde el 28 de mayo pasado frente al edificio de la Secretaría de GobernaciónFoto La Jornada
Fabiola Martínez
 
Periódico La Jornada
Sábado 6 de julio de 2013, p. 5
 
El Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) y el gobierno federal alcanzaron un acuerdo para la jubilación de trabajadores de la extinta Luz y Fuerza del Centro (LFC) que hayan acumulado al menos 23 años de antigüedad. Esta alternativa es para quienes forman parte del grupo en resistencia desde octubre de 2009, cuando por decreto presidencial fue cerrada LFC.
 
La negociación permitió el levantamiento del plantón que desde el 28 de mayo pasado mantenía el SME en un tramo de la avenida Bucareli, en las inmediaciones de la Secretaría de Gobernación (SG).
 
El acuerdo es también un primer paso, sin precedentes en casi cuatro años del movimiento, toda vez que en el sexenio de Felipe Calderón, cuando se impuso el cierre de LFC, se ofrecieron algunas alternativas para la reinserción laboral, pero bajo la condición de que los electricistas debían primero aceptar su liquidación.
 
El SME puntualizó que el tema de las jubilaciones es un avance importante; sin embargo, acotó, el fondo del conflicto no está resuelto: la reinserción laboral de los electricistas.
 
Actualmente, 16 mil 599 trabajadores de la extinta LFC no han aceptado su finiquito; de este bloque, alrededor de mil 300 podrían cubrir los requisitos para obtener su jubilación.
 
La SG les presentó al inicio de esta semana un proyecto para quienes hubieran acumulado entre 23 y 29 años de antigüedad.
 
Según fuentes de Gobernación, se planteaba la jubilación con un rango de salario de entre 66 y 93 por ciento (con 23 y 29 años de antigüedad, respectivamente), lo que resultaba varios puntos más bajo que lo que marcó el contrato colectivo de SME-LFC al momento del decreto presidencial que ordenó el cierre de esta empresa pública que suministraba energía eléctrica al centro del país.
 
Por ejemplo, para un trabajador con 23 años de antigüedad, con un salario anual de 119 mil 886 pesos, la propuesta gubernamental ofrecía el retiro con 66 por ciento de su ingreso, mientras que el contrato colectivo señalaba 70 por ciento.
 
De igual forma, para un empleado con 29 años de servicio (salario anualizado de 187 mil 838 pesos), Gobernación ponderaba una jubilación con 93 por ciento del salario, mientras que el contrato le daba 98 por ciento.
 
En esta negociación, el SME pedía, para el caso de los más antiguos, jubilación equivalente a 97.5 por ciento del sueldo, y para los de menor antigüedad, 87.5 por ciento.
 
El SME informó en un comunicado: El SME reconoce importantes avances con la Secretaría de Gobernación, no obstante el fondo del conflicto social derivado del ilegal cierre de LFC no está resuelto...
 
En los próximos días el SME y el gobierno federal reanudarán la mesa de negociación para tratar estos temas.
 
Una propuesta inicial, aún en análisis, indica la posibilidad de que el gobierno promueva una filial de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) que atienda a la capital del país; ahí podría emplearse a varios miles de electricistas del SME. Aunque esta posibilidad fue bien vista por el sindicato que encabeza Martín Esparza, los funcionarios de Gobernación hicieron énfasis en que un cambio de esta naturaleza requiere reformas jurídicas e incluso la venia del sindicato de la CFE.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

poemas de amor