jueves, 6 de septiembre de 2012

La sección 22 del SNTE y de la CNTE, por la evaluación

Manuel Pérez Rocha
Mediante una intensa campaña en televisión, la dirigente del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) lanzó una nueva ofensiva en contra de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE). Esta coordinadora es el espacio, dentro del SNTE, que han construido desde hace más de 30 años los trabajadores de la educación para luchar por la democratización del sindicato e impulsar el mejoramiento del sistema educativo de nuestro país. De modo pues que la primera mentira de dicha campaña está en presentar a la CNTE como ajena u opuesta al SNTE.
Además de luchar en condiciones muy difíciles por la democratización del sindicato (pues, como se sabe, la dirección nacional del mismo tiene todo el apoyo del Estado), varias secciones del SNTE dirigidas por maestros afiliados a la CNTE, y otros grupos de esta coordinadora en otras secciones, han trabajado con intensidad y seriedad para contribuir a la mejora de la educación. La falsedad de la imagen injustificable que de la CNTE difunde la dirigencia del sindicato se hace evidente, por ejemplo, con las contribuciones a la reforma de la educación hechas por los maestros de la sección 22 de Oaxaca, la sección más vilipendiada por la televisión y la prensa servidora del sistema.
La sección 22 del SNTE dirigida por maestros de la CNTE elaboró, junto con el Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca, el Plan para la Transformación de la Educación de Oaxaca (PTEO). Este plan está estructurado por tres programas y dos sistemas; los programas son: a) el de Mejoramiento Escolar y de Vida de Niños, Jóvenes y Adultos, b) el de Reconocimiento Educativo de los Trabajadores de la Educación de Oaxaca y c) el Programa Popular Comunitario de Infraestructura y Equipamiento Educativo de Oaxaca; los sistemas son: el Sistema Estatal de Evaluación de Oaxaca y el Sistema Estatal de Formación Profesional de los Trabajadores de la Educación de Oaxaca. Se trata de un trabajo serio, sólido y amplio; los documentos en los que se presentan estos trabajos suman más de 320 páginas, con amplia información empírica que sostiene los análisis y las propuestas.
Es imposible resumir en este espacio todo ese trabajo. Me limitaré a señalar algunos aspectos del Sistema Estatal de Evaluación de Oaxaca (SEEO), que demuestra el carácter calumnioso de la acusación de que los maestros de Oaxaca se oponen a la evaluación. En este trabajo colaboraron diversos maestros de la CNTE, especialistas y funcionarios del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca y especialistas en educación de otras instituciones.
Después de una revisión documentada de la forma como ha surgido y evolucionado la evaluación de la educación, en la presentación del Sistema Estatal de Evaluación de Oaxaca se señala enfáticamente: La evaluación es un recurso insoslayable para dirigir no sólo el progreso, sino el rumbo de nuestra educación, es un tema que en su análisis y comprensión tiene un enorme panorama de posibilidades. Este sistema presta debida atención a un asunto que en muchos ámbitos se descuida: la discusión acerca de los propósitos y usos de la evaluación. En efecto, prevalece en el sistema escolar la idea de que se evalúa para discriminar, premiar y castigar, tanto a estudiantes como a maestros e instituciones.
En dirección contraria, en el documento se señala que el Sistema Estatal de Evaluación de Oaxaca tiene como propósito la transformación de las prácticas educativas a través de una evaluación que favorezca la reflexión, la crítica y la autocrítica para la formación individual y social de los sujetos y mejorar la educación. Específicamente plantea que el aprendizaje y los saberes de los estudiantes se evaluarán para que el profesor y el estudiante aprecien en qué grado este último logró las metas previstas y para que conjuntamente puedan autorregular los procesos de aprendizaje, para tomar conciencia de las dificultades y encontrar colectivamente alternativas de solución.
Los autores de este proyecto dedican amplio espacio a la evaluación de la práctica docente y subrayan los propósitos formativos que debe perseguir, con el fin último de mejorar la formación integral de los estudiantes, y para promover el desarrollo profesional de los maestros y generar prácticas basadas en la investigación educativa, la autonomía y el trabajo colaborativo. La propuesta de evaluación en la que ha participado la sección 22 del SNTE-CNTE comprende también la evaluación de los materiales didácticos y de la infraestructura escolar.
De la misma manera, en esta propuesta se definen las características y propósitos que deben tener las evaluaciones de los proyectos educativos y la que debe hacerse a los funcionarios y autoridades escolares para ejercer la autocrítica como elemento insoslayable para la transformación (de la escuela) y proponer alternativas a las situaciones externas que lesionan los derechos de los estudiantes y docentes. Con tino establece que la evaluación de los cuerpos directivos debe impulsar que éstos constituyan un efectivo apoyo a la docencia y que sus funciones no sólo se remitan a las actividades de tipo administrativo, sino que se involucren activamente en las actividades pedagógicas.
El Sistema Estatal de Evaluación de Oaxaca plantea también la evaluación de la política educativa, para rescatar la esencia de la política que es el diálogo y la convivencia con los demás a pesar de la diversidad y para realizar procesos de autoevaluación colectiva que contribuyan a la mejora del servicio educativo. Los métodos e instrumentos propuestos y analizados cuidadosamente para realizar todas estas evaluaciones son múltiples, no se reducen a pobres cuestionarios estandarizados como los impuestos por la SEP con la colaboración de la dirección del sindicato.
¡Cuánto cinismo se necesita para acusar a los maestros de oponerse a la evaluación! ¿Cómo no entender que la CNTE se oponga a esquemas rupestres, irresponsables y perniciosos como la prueba Enlace y la fracasada evaluación universal del magisterio?
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

poemas de amor