lunes, 29 de septiembre de 2008

2 DE OCTUBRE




No es un día

¡NO!

Es es día de cada día de nuestro horizonte.


Horizonte ROJO por el sol que se oculta.

Horizonte ROJO por la sangre que pringa.


Y pasan los años... y no cierra la herida...

Porque aquellas voces...

¡No hallan justicia!


Y por que cada nuevo día...

sale la Vieja a restregar la herida


Y el viejo que fuma su pipa

suspira y mira al cielo..


¡Qué hace quién pierde un hijo?

O una docena

O un ciento

¡Qué haces hoy Patria Mía?

con aquel recuerdo...
gesuaga

2 DE OCTUBRE DEL68. La patria llora y trata de curar su herida.




Las palabras dichas en el pleno
se plasman en palabra escrita.

Y esas palabras se traducen en panfletos
y corren por las venas y llegan al cerebro
y movilizan el alma
y movilizan el cuerpo
y todo ello..

marcha por la calle
a una sola voz:
¡¡¡¡Olimpiadas NO,....Revolución!!!
Lo inconformes que estaban
y el estúpido silencio en el gobierno..
.......................................
La masa reunida
Unida en una causa, en un momento..
.......................................

Las Olimpiadas.

Los Intereses.

El teléfono que suena.

La Voz que da la Orden..............

Las bengalas.

El silencio interrumpido del mítin.

Las manos enguantadas...

...con guantes blancos que brillan en la noche...


El tiro que retiembla

El cuerpo sin vida
.........................................

Los gritos/

El miedo//

Las carreras///

Los corazones desbocados////

La ideología sin dueño//////

Los cuerpos//////////////

Los zapatos abandonados//////////////

Y lo sueños... ¡Ay! los sueños....
.............................................

Los casquillos percutidos....?

La sangre...???

Y los sueños...??? ¡¡¡mis hermanos!!!..
irremediablemente perdidos...
por cuatro años,
o por cuatro lustros,
o por cuatro décadas,
o por cuatro siglos...
o por quién sabe por cuántos años...

SILENCIO

S I L E N C I O
S I L E N C I O ...
Esta enorme herida... no cierra por eso...
por la impunidad y el silencio...
que mi México lleva dentro...
gesuaga

2 DE OCTUBRE DEL 68







¿POR QUÉ LOS GRITOS HERMANO?


¿Por qué las patadas?


¿Por qué los golpes?


¿Qué te he hecho yo, hermano....?


Mi lucha es tu lucha...


Mi exigencia puede ser la tuya...


No te conozco hermano..


Nunca te he hecho daño...


¿Qué está provocando tu ira hermano?


¿Por qué me odias tanto?


¡Me has descalabrado!


¡Tengo todo el cuerpo mayugado!


¡¡¡Arréstame!!!


¡¡¡Llévame a juicio!!!


Dame trato de ser humano...


¿Por qué me sigues golpeando?


¡¡¡¡¿Qué les meten en el cerebro?!!!!!


¡¡¡¿.....Estás drogado hermano...?!!!


¡No estoy armado


Ya me tienes sometido... hermano....


gesuaga

domingo, 28 de septiembre de 2008

MARCHA 28 DE SEPTIEMBRE. DEL ANGEL AL ZÓCALO








* Discurso del presidente legítimo de México, Andrés Manuel López Obrador, durante la asamblea informativa del Movimiento Nacional en Defensa del Petróleo, en el Zócalo de la Ciudad de México.

Amigas y amigos:
La crisis del México actual es producto del agravamiento de dos males endémicos: la corrupción y la desigualdad.
Es indudable que siempre se ha padecido de estas calamidades.
Pero de 1983 a la fecha, la corrupción y la desigualdad se han fomentado desde el poder público; es decir, se han institucionalizado.
Durante el periodo llamado neoliberal lo que realmente ha predominado es una política excluyente y de pillaje.
Aquí insisto: desde 1983, un grupo muy selecto de traficantes de influencias, especuladores, banqueros, grandes empresarios y políticos corruptos se apoderaron del gobierno, se han venido apropiando de los bienes del pueblo y de la Nación y han utilizado el presupuesto público para su exclusivo beneficio.
Todo este proceso ha sido operado por tecnócratas formados en escuelas del extranjero, donde se elaboran los sofismas o falsedades para justificar el predominio del interés económico de una minoría y la apropiación de los recursos naturales de las naciones por encima del bienestar de los pueblos.

Incluso, como borregos, muchos intelectuales y comunicadores al servicio de la derecha repetían y consideraban válida la seudo teoría del goteo, según la cual, si le iba muy bien a los de arriba les iría bien a los de abajo.
Si llovía fuerte arriba, goteaba abajo; como si la riqueza en sí misma fuese permeable o contagiosa.
Veamos con precisión y objetividad cuál es el saldo de esta política de pillaje llamada neoliberal: De 1983 a la fecha, se han privatizado más de mil empresas públicas (entre ellas bancos, teléfonos, acero, minas, puertos, aeropuertos, líneas aéreas, ferrocarriles, electricidad).

En los últimos veintiséis años se ha extraído tres veces más petróleo que todo lo producido en 81 años (de 1901, cuando inició la explotación petrolera, hasta 1982).
De 1983 a la fecha, la deuda pública creció de 80 mil a 300 mil millones de dólares.

En el periodo neoliberal se ha construido menos infraestructura y obras públicas (carreteras, hospitales, escuelas, presas, sistemas de riego), se abandonó el campo; se suprimió toda la política de fomento económico; se arruinó al pequeño y al mediano comercio; se ha desmantelado la industria nacional, y estas actividades pasaron casi por completo a manos de extranjeros.
De 1982 a la actualidad, el salario mínimo ha perdido el 85 por ciento de su poder adquisitivo.
En aquel entonces, el salario mínimo alcanzaba para comprar 56 kilos de tortilla, hoy sólo permite comprar 5 kilos; en 1982, del total de la población económicamente activa, 35 por ciento tenía empleo en la economía formal.

Hoy sólo tiene ocupación formal 22 por ciento y, según cifras oficiales, 12 millones trabajan en la economía informal. En 1982, salieron del país a buscar trabajo al extranjero 210 mil mexicanos; en 2007 tuvieron la necesidad de emigrar 582 mil.
En este periodo, mientras las universidades privadas aumentaron seis veces el número de sus estudiantes, las universidades públicas apenas duplicaron su matrícula. Este ha sido el periodo de mayor concentración de la riqueza en toda la historia de México.
Un dato: en 2006, según Forbes y cifras del INEGI, el patrimonio de los 10 mexicanos más ricos era equivalente al ingreso de un año de la mitad de la población de nuestro país.

Así mismo, en ese año, el 70 por ciento de las familias mexicanas vivía con ingresos menores a 8 mil pesos.
Uno de los resultados más lamentables de esta política discriminatoria, es que de 1982 a la fecha, el número de pobres pasó de 32 millones a más de 60 millones; es decir, se duplicó.

Aunque cruda, esta es la realidad.

La espeluznante verdad: en México la riqueza de unos (pocos) se ha edificado con la miseria de otros (muchos).
Por eso sostenemos que para enfrentar la crisis actual, lo primero que tiene que hacerse es cambiar esta política injusta y excluyente, que es la causa principal del empobrecimiento, de la inseguridad y de la violencia.

En otras palabras, debe aplicarse una nueva política que tenga como objetivo central la atención a las necesidades del pueblo y no el lucro y los privilegios de una minoría.

Este debe ser el gran tema del debate nacional.
Sobre esta base es que estamos dispuestos a dialogar y a llegar a un acuerdo con otras fuerzas políticas y sectores sociales.

Desde esta plaza pública defino con toda claridad lo siguiente: primero, rechazamos la violencia en cualquiera de sus manifestaciones, nuestro movimiento ha sido, es y seguirá siendo pacífico.
Aquí abro un paréntesis para condenar una vez más, el acto terrorista de Morelia, que causó la muerte de 8 seres humanos y lesionó a más de 100 personas inocentes.

Segundo, es necesario aclarar que no estamos en contra quienes, con esfuerzo, trabajo y de conformidad con la ley, crean riquezas y generan empleos, sino de aquellos que de la noche a la mañana amasan grandes fortunas en la ilegalidad o al amparo del poder público.

Estamos a favor de una iniciativa privada con cultura productiva, con responsabilidad cívica y dimensión social.
Tercero, siempre por encima de nuestros legítimos intereses personales o de grupo, estará el bienestar del pueblo y de la Nación.


Cuarto, para rescatar al país de la crisis actual, estamos dispuestos a construir un acuerdo con todas las fuerzas políticas y con los representantes de todos los sectores sociales de México, siempre y cuando se convenga cambiar la política económica para apoyar a la mayoría de los mexicanos, y en especial a los pobres y desposeídos de nuestro país.

Y todos nos comprometamos a no permitir la privatización de la industria petrolera en ninguna de sus modalidades.

Quiero explicar a ustedes con mayor detalle por qué es indispensable cambiar la actual política y qué proponemos de manera concreta.

Es innegable que la situación económica del país está en franco deterioro y si no se corrige el rumbo, la situación va a empeorar y será el pueblo pobre el que resulte más afectado.

Aunque todos lo padeceremos porque en una sociedad siempre el destino de unos, está atado al de otros.

Este año, el crecimiento económico de México es el más bajo de todos los países de América Latina y el Caribe.

En los últimos tiempos ha sido mayor la pérdida de empleos.

El salario y los ingresos están resultando insuficientes ante la carestía.
Está creciendo la cartera vencida. Los bancos han reducido sus créditos.
Las tiendas departamentales están bajando sus ventas.
En estos días, la industria de la construcción no está creciendo.

Por los efectos de la recesión en Estados Unidos, se está reduciendo el monto de las remesas de los trabajadores mexicanos en el extranjero; está cayendo la producción y las exportaciones mexicanas son menores; están bajando los niveles de ocupación en los destinos turísticos; hay falta de crédito internacional para proyectos de inversión.
No quisiéramos que ocurriera, pero lo más lógico es que con el deterioro de la economía mundial habrá menores flujos de divisas hacia México por concepto de inversión, de crédito y de exportaciones.

Adicionalmente, la caída en la producción de Pemex, ocasionada por su mal manejo, y una probable baja en los precios del petróleo, automáticamente plantea el riesgo del déficit creciente en la balanza de pagos.
Sin considerar las exportaciones de petróleo, el déficit comercial, (es decir, cuando se compra en el extranjero más de lo que vendemos afuera) en el 2000, fue de 14 mil 149 millones de dólares; en 2007, de 53 mil 92 millones de dólares, y en 2008, según proyecciones, será de 68 mil 374 millones de dólares; es decir, crecerá 15 mil millones de dólares en un año.

Y es importante señalar que el 86 por ciento de este incremento, se debe a la creciente compra en el extranjero de alimentos y petrolíferos, principalmente gasolinas.
Y todavía así, el gobierno usurpador se ha negado a construir nuevas refinerías y no ha apoyado a los productores del campo mexicano para lograr la autosuficiencia alimentaria.

Pareciera como si estuviera esperando una gran crisis de balanza de pagos para actuar.
No es ningún secreto que un ambiente de turbulencia financiera internacional y de crédito restringido, un déficit de gran magnitud podría llevar a que la crisis económica pasara a crisis financiera, con consecuencias negativas para las tasas de interés o el tipo de cambio.
Añadir una crisis cambiaria a la crisis que hoy padecemos por falta de crecimiento, empleo y falta de seguridad tendría efectos muy graves para el bienestar de los mexicanos.

Por esta razón, desde esta plaza pública, proponemos al Congreso la aplicación de un plan anticrisis, bajo los siguientes lineamientos: Consideramos que en materia económica, para enfrentar la crisis y evitar un mayor agravamiento, se debe fortalecer nuestra producción interna para, cuando menos, evitar un mayor desempleo y disminuir el déficit comercial.
Esto lo podemos lograr aumentando la producción para depender menos de las importaciones de gasolinas, diesel, gas natural, alimentos y toda la gama de productos manufacturados que no son competitivos por los altos costos de los energéticos y del crédito. Los fondos para este plan anticrisis pueden obtenerse si se reduce en 200 mil millones de pesos el gasto superfluo del gobierno y se utilizan los 200 mil millones de pesos de excedentes que se recibirán este año por precios altos de petróleo. }

Con esta bolsa de 400 mil millones de pesos, se deben financiar proyectos de alto impacto económico para mejorar el nivel de empleo, la competitividad y atemperar la crisis social y el clima de inseguridad.
El día 15, por la noche, propuse que se llevaran a cabo las siguientes medidas que ahora repito:
1. Que se cancelen los aumentos de precios de la gasolina, el diesel, el gas y la electricidad. Aquí añado que con esto lograremos mejorar la competitividad de la industria; dar alivio a los consumidores y reducir la presión inflacionaria.
2. Que se otorguen becas a todos los estudiantes de preparatoria del país como se hace en el Distrito Federal. Es necesario ver el gasto destinado a la juventud como una inversión social.

3. Que se aumente el presupuesto de las universidades públicas para resolver el problema de miles de jóvenes que son rechazados, con el pretexto de que no pasan el examen de admisión, cuando en realidad lo que sucede es que las universidades no tienen cupo o espacio por falta de presupuesto. Debe repararse el daño que se ha hecho con la política neoliberal, que ha dejado a los jóvenes sin oportunidad de trabajo y de estudio, y los ha orillado a emigrar o a tomar el camino de las conductas antisociales.
4. Que se otorgue una pensión alimentaria a todos los adultos mayores del país, equivalente a medio salario mínimo, como se lleva a cabo en el Distrito Federal. Este apoyo debe otorgarse desde los 65 años, cuando menos, en regiones indígenas y en las zonas de mayor pobreza del campo y la ciudad.
5. Que se entreguen de inmediato los ahorros de los exbraceros.
6. Que se aumente el presupuesto destinado al campo; se establezcan precios de garantía y subsidios al fertilizante y a otros insumos. Con ello se pueden reducir las importaciones de alimentos; evitar más aumentos en los precios de los alimentos básicos; mejorar la economía de campesinos y productores, y atemperar el fenómeno migratorio.
7. Que se construyan las tres refinerías que se necesitan en el país para dejar de comprar gasolinas en el extranjero. Con esta decisión se reducirían las importaciones de gasolina que ya se acercan al 50 por ciento de lo que consumimos, se daría valor agregado al petróleo crudo, se generarían empleos y se ahorrarían divisas.
8. Que se cancele la llamada Alianza Educativa, y en particular, que no se permita el cierre de las escuelas normales y se otorguen plazas a todos sus egresados.

9. Que se lleve a cabo un programa de construcción de obras públicas para reactivar la economía y generar empleos; de manera particular, que se atienda la falta de servicios públicos y de vivienda, en beneficio de la gente pobre de los centros urbanos y de las ciudades fronterizas.
10. Que renuncien de inmediato los secretarios de Gobernación y de Seguridad Pública y el procurador General de la República, por carecer de integridad y ser ineficaces en el combate a la inseguridad y la violencia.
Adicionalmente, nosotros estaríamos dispuestos a llegar a un acuerdo con nuestros adversarios, si además, repito, se hace el compromiso de retirar en definitiva las iniciativas de privatización de Pemex y a cambio de ello, se apoya el Programa de Acción Inmediata para el Fortalecimiento de Pemex, que ha sido elaborado por un grupo muy diverso de personas de diferentes ideologías, militantes de varios partidos, y otros que no militan en ninguno.
Este programa, según ellos mismos, atiende la urgencia de rescatar a Pemex de la postración en que lo han sumido las políticas de los últimos gobiernos.
Con este programa se asignarán mayores recursos a Pemex para que los destine a actividades que se han rezagado: exploración, refinación, conservación y mantenimiento de equipos y plantas, petroquímica, ductos, almacenamiento, e investigación y desarrollo.
Con este programa, sin ninguna reforma legal y mucho menos violando el espíritu y la letra de la Constitución, se demuestra que existen recursos suficientes para garantizar el sano crecimiento y diversificación de las actividades de Pemex y para comenzar a fortalecer su infraestructura e iniciar nuevas plantas de refinación e instalaciones de transporte y almacenamiento.
Se demuestra, también, que no se requiere invitar a inversionistas del exterior para fortalecer a Pemex.
Amigas y amigos:

Si se aplica todo lo aquí expresado, se puede frenar la crisis, enfrentar la incertidumbre y crear un ambiente de seguridad, de aliento y de esperanza al pueblo de México.
Si aceptan estas propuestas, vamos al acuerdo para salvar al país y proteger a nuestro pueblo. Este acuerdo podría llevarse a cabo en el Poder Legislativo, donde están representadas todas las fuerzas políticas del país y desde el Congreso, podría convocarse al resto de la sociedad.
Además, la Cámara de Diputados tiene la facultad exclusiva de aprobar el presupuesto y la mayor parte de nuestras propuestas, dependen de una nueva orientación del gasto público.
En pocas palabras, se necesita que el destinatario del presupuesto sea el pueblo y no los potentados y la alta burocracia.
En consecuencia, voy a solicitar respetuosamente a los legisladores del Frente Amplio Progresista que presenten a sus homólogos de otros partidos este plan anticrisis.
Claro está, se trata de algo serio, que exige voluntad, compromisos y responsabilidad de todos. También es obvio que no aceptaremos la simulación ni el engaño. Si nuestros adversarios optan por seguir haciendo la política de siempre, esa donde sólo cuentan los intereses de una minoría y no las demandas y aspiraciones del pueblo.
De una vez les decimos, que sigan su camino, que nosotros vamos a continuar ejerciendo el legítimo derecho de hacer una nueva política para construir una República más justa, más humana y más igualitaria.
Por eso también aprovecho esta reunión para convocarlos a seguir trabajando en defensa del pueblo, de los bienes nacionales y de la transformación del país.
De manera particular, les pido que estemos atentos a cualquier llamado, porque si Calderón y las cúpulas del PRI y del PAN insisten en aprobar un dictamen que privatice la industria petrolera, vamos a movilizarnos, habrá resistencia civil pacífica.
Y no habrá multa o sanción que nos impida ejercer el derecho constitucional de manifestación. Además, la libertad y la justicia no se imploran, se conquistan.
Amigas y amigos:
Desde esta plaza pública exigimos que se atienda el grave problema de contaminación del Río Santiago que afecta a los habitantes de los municipios de Juanacatlán y El Salto en Jalisco, donde está en peligro la salud de la gente, e inclusive, perdió la vida recientemente un niño por la terrible contaminación de las aguas.

Reiteramos nuestro rechazo al basurero de residuos tóxicos de una empresa española en Zimapán, Hidalgo.
A la destrucción del cerro de San Pedro por la minera canadiense San Xavier, en San Luis Potosí, y a la devastación de Huizopa, Chihuahua, por otra minera canadiense.
También expresamos nuestro apoyo a las luchas en defensa del agua, los bosques y el medio ambiente.
Nuestra solidaridad con los trabajadores y maestros que luchan en contra de las reformas a la Ley del ISSSTE y de la llamada Alianza Educativa. Exigimos la libertad de los presos políticos de Atenco y a todos los luchadores sociales que se encuentran privados de su libertad por la defensa de causas populares.
En cuatro días se cumplen cuarenta años del movimiento estudiantil y popular de 1968.

Desde esta plaza queremos rendir un sincero homenaje a esos jóvenes que abrieron los cauces democráticos en nuestro país.
Cuarenta años después, como ellos, seguimos luchando por la justicia, la democracia y la libertad. También nuestra solidaridad con los mexicanos que están siendo maltratados y deportados de Estados Unidos por las medidas injustas del gobierno de ese país.
Amigas y amigos:
Aquí repito lo fundamental: mantengamos la convicción de que en el camino hacia la construcción de una nueva República tenemos que ir creando, y eso es lo que estimo más importante, una nueva corriente de pensamiento que se arraigue y permanezca en la conciencia del pueblo.
Una nueva corriente de pensamiento que reconozca y exalte la cultura y la inmensa bondad que hay en nuestro pueblo.
Una nueva corriente de pensamiento que haga surgir una voluntad colectiva para impedir que en la política y en la vida pública predominen el engaño, la intolerancia, la corrupción y el afán de lucro, en vez de la verdad, la diversidad, los valores morales y el amor al prójimo.
Una nueva corriente de pensamiento para evitar que el dinero triunfe sobre la dignidad y el ser humano valga por su trabajo, rectitud y generosidad.
Sigamos luchando con la moral en alto, sabedores que la verdadera felicidad se alcanza cuando se está bien con uno mismo, con nuestras conciencias y con nuestros semejantes.
¡Viva el movimiento estudiantil y popular de 1968!
¡Viva el Movimiento en Defensa del Petróleo!
¡Vivan los hombres y mujeres libres y concientes!
¡Viva nuestro movimiento!
¡Viva México!
¡Viva México!
¡Viva México!

jueves, 25 de septiembre de 2008

TERRORISMO

Por: Víctor Orozco.

Según el diccionario de la Real Academia Española, el terrorismo es o dominación por el terror o sucesión de actos de violencia ejecutados para infundir terror. Si nos atenemos al menos a la segunda de las dos acepciones que proporciona esta acreditada fuente, en México estamos padeciendo ciertamente este azote de las sociedades.

Hace ya al menos un lustro que se ha disparado una escalada de crímenes, pero en los últimos meses ha rebasado todas las expectativas y ostensiblemente superado a los órganos del Estado encargados de la seguridad pública, en las tres instancias de gobierno. Las últimas semanas han sido especialmente nutridas en esta sucesión de actos de violencia, con ejecuciones espeluznantes como las de los trece decapitados en Mérida, la masacre de Creel, los más de dos decenas de cadáveres encontrados en La Marquesa y finalmente el ataque con granadas a la multitud reunida la noche del 15 de septiembre en Morelia.


Es cierto que la palabra terrorismo se ha reservado usualmente para definir a la actividad de grupos que mantienen una cierta orientación política o están motivados por odios religiosos, raciales o similares. Sin embargo, la sustancia del concepto, es la acción dirigida a provocar el pánico o el terror entre la población. Los propósitos también ha sido muy variados: mantenerse en el poder o desalojar del mismo a enemigos políticos, expulsar de territorios a comunidades y minorías étnicas o religiosas, entre otros. Muchos gobiernos han practicado el terrorismo en contra de los gobernados, como sucedió en tiempos recientes con las dictaduras sudamericanas o en días más lejanos con las de Franco, Hitler, Mussolini y Stalin. En todas estas variantes los terroristas estaban identificados o eran identificables, incluso tratándose de redes clandestinas o de aparatos de Estado impenetrables, como las policías políticas.

Ahora bien, lo que sufrimos los mexicanos en estos tiempos es el terror puro, no hay afán de sus autores para justificarlo, ni tampoco les interesa hacer saber quiénes son, puesto que tampoco tienen demandas públicas. Es un macabro juego entre sólo unos cuantos: algunos individuos que detentan autoridad y los delincuentes. Nadie más posee información fidedigna, ni manera de protegerse en consecuencia. Pero, la guerra entre estos contendientes desconocidos ha dejado hace mucho de ser una reyerta privada, como la que libraban entre sí las famosas mafias de Chicago en los años treinta. Su guerra es pública y abarca espacios o escenarios cada vez mayores.

Toda vez que estos actos de terrorismo presuntamente provienen de la delincuencia, se les asocia con los secuestros y demás crímenes en los que sus autores persiguen un botín económico inmediato. Pero sin duda tienen una naturaleza diferente y más temible. Cómo si se tratara de un terrorismo político, los actos de violencia se dirigen ahora en contra de multitudes inermes y de individuos muy lejos de las élites económicas o del poder. Consideremos la fiesta del Grito de Independencia, que es en México desde hace casi doscientos años una celebración popular, sus concurrentes habituales son obreros y campesinos con sus familias, empleadas domésticas, artesanos, estudiantes pobres, comerciantes ambulantes, en suma, los trabajadores. La mañana del 16 de septiembre, cuando me enteré de la infamia de Morelia, recordaba los rostros y las imágenes de los que gritaban Viva México frente al Palacio de Gobierno de Xalapa la noche anterior y me hacía la misma pregunta que me sigue taladrando: ¿Por qué golpear allí?

Es probable –al menos así se nos dice en las versiones oficiales- que los ataques sean consecuencia de una guerra entre pandillas o grupos organizados de criminales que al final pretenden un lucro. Sin embargo, para alcanzar este propósito de largo plazo y tal significación, están empleando la agresión cada vez con mayor crueldad y extensión en contra de la población civil. Y aquí surgen varias entre la infinidad de dudas que a todo mundo asaltan hoy en día: ¿Qué efectos buscarían conseguir unos delincuentes comunes aterrorizando a la población? ¿No es, al final de cuentas el narcotráfico un comercio de mercancías –ilegítimas ciertamente, pero comercio de cualesquier manera- que se beneficia del trasiego y la movilidad en los habitantes? ¿Y acaso no se sabe que el terrorismo paraliza a las sociedades, disminuye la actividad económica y encierra a los individuos en sus casas?

La respuesta a tales cuestiones, quizá sólo la tengan los altos funcionarios del gobierno, que deben conocer a los autores de amenazas, advertencias y demandas formuladas por los jefes de la delincuencia organizada. Si lo saben y la escalada de los crímenes sigue aumentando, entonces revelan, impotencia o debilidad. Y si no lo saben, para desgracia de todo mundo, expresan una también criminal incapacidad.
Queda otra vertiente posible: que el terrorismo se provoque desde algún órgano del Estado. Es la que esboza en un claridoso párrafo Porfirio Muñoz Ledo: “En ocasiones se ha escondido el terrorismo de Estado tras el disfraz de una locura personal y en otras los poderes en turno han usufructuado para sus propios fines el horror y el pánico que los atentados generan. No debiera por ello obviarse ninguna línea de investigación. Sólo la transparencia de las pesquisas y la certeza de sus resultados colocarían a los poderes públicos fuera de toda sospecha”.
Si este fuera el caso, estaríamos ante una maquinación infernal destinada a prepararle el terreno a un régimen autoritario, instrumento usual para expropiar sin obstáculos el patrimonio colectivo en beneficio de grandes empresarios y trasnacionales. Para alcanzar tal objetivo, es imprescindible llevar a los mexicanos hasta la desesperada búsqueda de la seguridad, incluyendo la salida falsa de la cancelación de libertades y la entrega del poder a déspotas sanguinarios. Conocemos de sobra este camino trillado.
Los requerimientos que plantea Muñoz Ledo, transparencia en las indagaciones y en los resultados son por ello, exigencias de interés público.
Los ciudadanos necesitamos saber a qué peligros nos enfrentamos y de donde brotan las crueles ofensas que asechan ahora por todas partes.

México en una de sus noches más negras


México pasa una de las peores crisis de su existencia con la seguridad de su población pendiendo de un delgado hilo.




No hay nada más preciado para los ciudadanos que su seguridad y acá, los mexicanos, llenan con este tema el espacio público desde hace ya muchos meses.

Todo el territorio nacional, prácticamente todas sus ciudades mayores, muchos de sus poblados más pequeños, han sido escenario de una feroz guerra. Dicen los medios, masivos de comunicación, también algunos voceros gubernamentales que se trata de la disputa por los espacios de poder de bandas de traficantes de drogas; dicen también, esto desde el gobierno federal, que es una guerra de ellos, del gobierno federal, contra los delincuentes; dicen también, el presidente Calderón entre ellos, que la van ganando. Lo cierto es, sin embargo, que hay una masacre que tiene al país enlutado; más de 3,000 muertos en la primera mitad del año; más de 500 en ciudades como Juárez; más de veinte asesinatos diarios en el país.

Otra vertiente de la noche violenta que nos asuela es la de los secuestros: el gobierno federal reconoce más de 600 en lo que va del año, hay quien estima el doble. De cada secuestro resultan daños patrimoniales, daños sicológicos generalizados, muertes y, la más absoluta impunidad.

Hay otras vertientes del mal, entre ellas, los asaltos de todo tipo, que también nos tienen sumidos en la ansiedad.

Por último, el pasado 15 de septiembre, nos llegó lo que faltaba: terror contra la población civil.

En toda esta amarga situación, priva la más absoluta incapacidad de los órganos del Estado para proteger a la población: el sistema de justicia, no funciona; policía antinarcóticos, no hay; investigación de los delitos, entre ellos esos tres mil asesinatos de este año, no hay; de los secuestros, tampoco; información y bases de datos contra el crimen, lo que los norteamericanos llaman inteligencia, no hay. Pero más que incapacidad pura, hay falta de decisión política, lo que resulta en que en este país, la impunidad campea. No es que no puedan, que no pueden, pero es más importante la decisión, o sea: no quieren...

Triste situación, pero nada que nos pueda sorprender.


¿Se castigó a los autores de la matanza de Aguas Blancas? No.
¿A los de Acteal? No.
¿A los asesinos del 68 y del 10 de junio del 71? Tampoco.

¿Se han perseguido, castigado y prevenido los asesinatos de mujeres en ciudad Juárez? No.

¿Se investigó, persiguió, juzgó y castigó a los atracadores que causaron el FOBAPROA? No.

¿Se previene, persigue y castiga el nepotismo? No.


Así las cosas, se entiende que los principales temas de la agenda pública no se enfrenten debidamente. ¿Qué podemos esperar de un presidente que lo único que hace es vacuos llamados a la unidad, frente a la catástrofe? Tal parece que la única respuesta que Calderón tiene es la del marketing, las apariciones en televisión, los discursos lastimeros, el llamado a la conciencia.

Igual ha pasado con la propuesta energética del actual gobierno federal; después de varios años de paralizar a PEMEX, ahora toda la fuerza gubernamental se centra en la campaña de medios para privatizarla, ello, aún después de la excelente experiencia del debate en el Senado, en el que varias decenas de académicos y expertos demostraron que había salidas y futuro promisorio para nuestro petróleo.

Para Calderón, para sus funcionarios, sin embargo, el debate no existió; parece que siguen un guión dictado desde otro lado; pareciera que los intereses de los privados es lo único que escuchan.

Es preocupante la analogía, pero en el tema de la seguridad, en torno al cual, desgraciadamente no ha habido debate en el senado, donde seguramente se escucharían las recomendaciones de otro tanto de especialistas, que ya lo hacen como Buscaglia, Córdova o Muñoz Ledo, hay recomendaciones como la de la profesionalización de la policía, no usar al ejército en las labores de combate a los delincuentes, respetar las garantías individuales, hacer valer la ley, sanear el poder judicial, combatir el desempleo, que es uno de los causantes de la atracción de las actividades delictivas, informar a la sociedad de los planes en contra del delito, atacar a los delincuentes en sus propiedades, denunciar las bandas internacionalmente para conseguir el apoyo de las instancias correspondientes.

Sin embargo, lo único que propone el gobierno federal es: más violencia, más presupuesto a la guerra, marginación del poder judicial, alianza con el gobierno norteamericano a través del llamado plan Mérida, en fin más muertos, cero investigación, cero juicios, o sea: la impunidad.

Este parangón nos hace pensar que tanto en el asunto de la seguridad, como en el asunto de la energía, de la seguridad energética, la agenda de Calderón no es ni democrática, ni justa, ni nacional; no se apega a los ordenamientos legales del país; parece dictada desde fuera de los intereses de los mexicanos.

¿Habrá alguien que se los diga?

¿Podremos, la sociedad, organizarnos para que ambos rumbos cambien?

Urge que así lo hagamos; urge que ya salgamos de esta negra noche.

Publicado por el Observatorio ciudadano de Energía: www.energia.org.mx

miércoles, 24 de septiembre de 2008

Maestros ocupan más de 8 horas el inmueble central de la SEP

Por: Laura Poy Solano


En una acción sorpresiva y tras una marcha en la que participaron miles de maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) para exigir la cancelación de la Alianza por la Calidad de la Educación (ACE), profesores de la sección 9 del Distrito Federal tomaron las instalaciones de la Secretaría de Educación Pública (SEP) durante poco más de ocho horas para exigir el reconocimiento de su comité ejecutivo seccional democrático, tras la imposición, el pasado primero de julio, de un comité que calificaron de “espurio”.



Tras más de seis horas de negociación, los profesores inconformes, quienes llegaron hasta el vestíbulo de la oficia de la titular de la dependencia, Josefina Vázquez Mota, para exigir una audiencia, acordaron con autoridades de la Administración Federal de Servicios Educativos del Distrito Federal (AFSEDF), instalar hoy una mesa de diálogo, con el objetivo de discutir las tareas de gestoría administrativa, pero “sin ningún compromiso para analizar el reconocimiento del comité ejecutivo seccional democrático, pues se trata de un asunto que no es de nuestra competencia”, reconoció Guillermo Ayala, director de salud y seguridad en las escuelas de la capital.



Por la noche, una vez que fueron desalojadas las instalaciones de la SEP, la AFSEDF desconoció en un comunicado que se haya iniciado un proceso de negociación con los maestros inconformes, pues reiteró que apoya la decisión de la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje, que otorgó la toma de nota al comité seccional, encabezado por María Teresa Pérez Rodríguez, al insistir que quienes “irrumpieron en la SEP no tienen representación para establecer negociación alguna”.



La jornada inició en las primeras horas de este martes, cuando profesores de Morelos, Guerrero, Distrito Federal, Michoacán, valle de México y Zacatecas, entre otros, se congregaron en las inmediaciones del Ángel de la Independencia, de donde partieron, poco después de las 10 horas, hacia la Secretaría de Gobernación para exigir la cancelación de la ACE, e insistir en que el gobierno federal “no reconozca a los comités seccionales espurios, que encabezan incondicionales del grupo de Elba Esther Gordillo Morales”.



Mientras esto sucedía, un contingente de 50 docentes de la sección 9 del Distrito Federal ingresó a las instalaciones de la SEP, en la calle de Brasil 31, en una “operación hormiga”, aprovechando que en el inmueble se realizaba un acto público, con la asistencia de Josefina Vázquez Mota, quien tras concluir el encuentro se retiró de las instalaciones.



Los maestros, quienes permanecieron por más de dos horas a la espera de un contingente de apoyo –hasta sumar poco más de 200 profesores–, lograron controlar, cerca de las 13 horas, los accesos principales de la dependencia, lo que generó el desalojo inmediato del personal que se encontraba laborando en las instalaciones y el despliegue de elementos de la Policía Federal Preventiva, quienes rodearon el inmueble.



En tanto, la marcha, encabezada por un contingente de más de 3 mil maestros de la sección 9, llegó a la sede de Gobernación cerca del mediodía, acompañados de miles de maestros de la sección 19 de Morelos, quienes demandaron la instalación inmediata de una mesa de negociación con autoridades de esa dependencia, a más de 37 días de haber iniciado un paro indefinido de labores para exigir la cancelación de la ACE, por lo que en esa entidad no ha iniciado el ciclo escolar 2008-2009.



Tras más de 30 minutos de espera en las inmediaciones del Palacio de Covián, una comisión de maestros de la sección 19 de Morelos ingresó al inmueble, en tanto se integraba una comisión nacional de representantes de la CNTE, que finalmente se reunió con el subsecretario Abraham González, a quien demandaron la instalación de mesas de negociación para “analizar las propuestas alternativas a la ACE, que como CNTE vamos a llevar a la mesa, así como la abrogación de la Ley del ISSSTE, que también será analizada”, afirmó Artemio Ortiz, secretario general de la sección 18 de Michoacán.



Mientras las negociaciones con maestros de Morelos y de la CNTE continuaban en Gobernación, cientos de docentes de primaria, prescolar y educación especial de la sección 9 permanecieron en los patios centrales de la SEP, a la espera de una respuesta a sus demandas. Poco después de las 20 horas abandonaran el inmueble, luego de acordar una reunión con funcionarios de las AFSEDF la tarde de este miércoles. Funcionarios de esta instancia aseguraron que “no hay ninguna denuncia” en contra de los docentes por estos actos.



Sin embargo, la SEP informó en un comunicado que por conducto de su Dirección General de Asuntos Jurídicos presentó ante el Ministerio Público Federal la denuncia de hechos número APPGR/DDF/FTE-VIII/5148/08-09, por la presunta comisión de delitos derivados de la irrupción a sus instalaciones centrales.

martes, 23 de septiembre de 2008

TOMA DE LA SEP.



México, DF. Integrantes del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) ingresaron a la sede de la Secretaría de Educación Pública (SEP), ubicada en la calle Brasil del Centro Histórico, para protestar contra el Acuerdo por la Calidad Educativa y amagaron con permanecer en el lugar hasta que se instale una mesa de diálogo con funcionarios que tengan capacidad de resolución.
Luego de que sus representantes fueran recibidos por autoridades de la SEP, los docentes decidieron no negociar, porque se trata, señalaron, de funcionarios de nivel medio, sin capacidad de resolución, y demandaron que la titular de la dependencia, Josefina Vázquez Mota, sostenga un diálogo con ellos.
Los inconformes, alrededor de 300, colocaron seis mantas con la leyenda: "Por la defensa de la educación pública, gratuita y laica" en la explanada central del edificio.
En entrevista Néstor Trujano, secretario de Prensa de la sección 9 del SNTE, aseguró que las autoridades educativas "no nos dejaron otro camino" y dijo que se quedarán en el vestíbulo del edificio hasta que se abra una verdadera negociación.
Indicó que esta protesta forma parte del paro de 24 horas a que convocaron para este martes; sin embargo, no descartó que la medida pudiera ser indefinida de no obtener respuesta a sus peticiones.
Entre ellas, mencionó, dar marcha atrás al Acuerdo por la Calidad de la Educación, la abrogación de la Ley del ISSSTE y el reconocimiento al Comité Seccional Ejecutivo de la Sección 9.
“Elba Esther Gordillo y las autoridades del gobierno no nos pueden imponer un acuerdo que no cuenta con el apoyo de todo el magisterio; además la líder del SNTE no representa a nadie, sólo a sus intereses”, subrayó.
Dentro del inmueble se mantiene un discreto operativo de seguridad para impedir que los profesores puedan ingresar a las diferentes oficinas del edificio, las cuales fueron desalojadas para evitar enfrentamientos.
En el exterior hay alrededor de 300 elementos del Cuerpo de Granaderos, aunque hasta el momento la situación se mantiene tranquila.
Centenares de elementos de la Policía Federal Preventiva (PFP) rodean la sede de la Secretaría de Educación Pública (SEP) luego de que profesores de la sección 9 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) ingresaran en ella.
Los maestros que se encontraban ubicados en la calle de Brasil 31, en el Centro Histórico, fueron desalojados por los efectivos federales, y no se permite el ingreso de ninguna persona a las inmediaciones de la Secretaría, ubicada en las calles de Brasil, Argentina, Venezuela y Luis González de Obregón.
dentro. El edificio prácticamente ha sido abandonado por los funcionarios, mientras los maestros permanecen ADENTRO.
Los maestros exigen el reconocimiento de su comité ejecutivo seccional, encabezado por Francisco Nicolás Bravo desde el pasado 1 de julio.
El secretario de Relaciones Exteriores de la sección nueve del SNTE, Roberto Gómez Jiménez, reiteró que la toma de la SEP es pacífica.
"El golpe a las instalaciones de la SEP ya está dado porque desde hace más de dos décadas nadie había ingresado al lugar", precisó.
Aclaró que se respetarán en todo momento los murales de Diego Rivera ubicados en el patio de trabajadores de la SEP, para lo cual se formó una comisión de profesores que realizan rondines con el fin de evitar que los dañen dado que son patrimonio histórico.
"Nadie dentro del inmueble salió sin antes verificar que no se lleva nada de las instalaciones, pues queremos evitar que se nos acuse de alguna sustracción de documentos", dijo.
(Con información de Notimex)

LA DEFENSA DE LA EDUCACIÓN PÚBLICA.



Luis Hernández Navarro

La defensa de la educación pública

Robert Zoellick es el actual presidente del Banco Mundial (BM). Antes fue representante de Estados Unidos en la Organización Mundial del Comercio (OMC). Zar de la globalización, según la revista Business Week, es uno de los principales promotores del libre comercio. Ahora es, también, beligerante defensor de la Alianza para la Calidad de la Educación (ACE) en México.

El procónsul del Consenso de Washington declaró al clausurar en la sede del BM los trabajos de la Conferencia Internacional sobre la Alianza por la Calidad de la Educación en México: “Lo que están haciendo aquí, a su manera, es muy revolucionario, no sólo para la educación, sino para México”. El directivo destacó el compromiso del gobierno de Felipe Calderón para lo que calificó como “una inversión en el futuro”, y se declaró “extremadamente impresionado” por el acuerdo.

Zoellick ofreció sin ambigüedad: “nosotros apoyamos fuertemente este esfuerzo y queremos ver de qué manera podemos respaldarlo”. Y se confesó “complacido de apoyar financieramente este esfuerzo”.

Que uno de los ayatolas del neoliberalismo y presidente en funciones del BM se involucre personalmente en la defensa de la Alianza sólo puede significar dos cosas: primero, que el Banco efectivamente está detrás de la reforma educativa mexicana; segundo, que su sesgo privatizador es incuestionable.

Los miles de maestros que se han movilizado en contra de la ACE en Morelos, Quintana Roo, Guerrero, Veracruz, Puebla, Hidalgo, Coahuila y Baja California Sur (por citar unas cuantas entidades) saben esto. Es falso que protesten, como dice Calderón, para vender y negociar las plazas de maestros como si fueran suyas. Ellos no están defendiendo privilegios personales, sino la educación pública.

Lo primero que los mentores han denunciado es que los nuevos puestos de trabajo creados en el marco de la alianza no cubren las necesidades educativas de la población. Se requieren muchos más maestros en el país de los que las autoridades gubernamentales aceptan.

Es mentira que el concurso realizado hace poco más de un mes para otorgar las plazas de nueva creación haya sido un éxito y un ejemplo de transparencia.

A un mes de la aplicación del examen y del inicio del curso escolar, no hay información pública disponible del proceso de asignación de plazas. Los exámenes no tuvieron una calificación mínima aprobatoria. Concursaron, más allá de sus méritos profesionales, aquellos que obtuvieron la ficha para hacerlo. Su realización se efectuó en medio de todo tipo de anomalías.

Según señaló el ex subsecretario de Educación Pública, Lorenzo Gómez Morín, sólo entraron en la convocatoria “la Programación Detallada que emerge del Presupuesto de Egresos de la Federación 2008; toda la vacancia de los estados, la que es parte de la plantilla ordinaria y que queda libre o puede quedar libre de manera temporal, hasta donde he visto, nadie la ha puesto”. El ex funcionario calcula que la mitad de las plazas “no se renovaron por la vía del concurso.”

Flavio Campos, secretario de Educación de Zacatecas, confirmó que las plazas vacantes estatales para maestros no se sometieron a concurso. Eso significa, lisa y llanamente, que cerca de la mitad de los puestos de trabajo renovados fueron asignadas a discreción por los dirigentes del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE). Quienes han manejado patrimonial y corruptamente las plazas lo siguen haciendo, al menos en parte.

La oposición al ACE no se limita a los maestros. Por distintas razones los gobiernos de Oaxaca, Michoacán, Baja California Sur, Zacatecas y Durango no han firmado el acuerdo, porque, como señaló Omar Castro Cota, la Alianza “lejos de garantizar mayor impulso al sistema educativo, desde plazas docentes, equipamiento e infraestructura, en la realidad –por lo confuso de los criterios que aplica la autoridad federal– representa un retroceso para entidades como éstas”.

Para la ACE educar es sinónimo de “invertir en el recurso humano”. El lucro se disfraza de pedagogía. El nuevo sistema de reclutamiento docente hace de los profesores una mercancía que requiere someterse a una certificación estandarizada, diseñada con criterios empresariales y tecnocráticos.

La evaluación de los maestros conforme a un principio abstracto de “calidad”, que deja de lado en su elaboración la desigualdad social y las diferencias regionales y culturales, termina siendo no una herramienta para mejorar el trabajo pedagógico, sino un instrumento para impulsar la flexibilidad del mercado laboral y terminar con el normalismo.

En muchos estados los padres de familia pagan de su bolsillo al personal de intendencia, a los profesores de inglés, computación y danza. Sus cuotas financian la reparación de escuelas y el equipamiento escolar. En multitud de comunidades rurales las aulas tienen piso de tierra, techo de lámina de cartón y carecen de baños. No se construyen nuevos centros escolares, ni aulas didácticas, ni laboratorios o talleres. Los libros de texto gratuito llegan tarde o no llegan. Formalmente la Alianza contempla el mejoramiento de la infraestructura escolar. Ni lo ha hecho ni lo hará en los poblados más pobres. Como señala la OCDE, el gasto público en el sector no impacta en el mejoramiento de este rubro ni en el acceso a material didáctico de vanguardia.

La ACE atenta contra los principios educativos establecidos en la Constitución. La educación pública no es una empresa y el mercado no es una escuela de virtud. La actividad docente no debe regirse conforme a criterios mercantiles. La enseñanza debe seguir siendo un bien público, no una mercancía que beneficie a unos cuantos privilegiados. Es por eso, y no por el mantenimiento de privilegios, que luchan los miles maestros que se oponen a la Alianza en el país.

CALDERÓN... NO CUENTES CONMIGO.

Por: Armando Ortiz

Calderón, no cuentes conmigo.

Después de los actos terroristas llevados a cabo de manera cobarde en Morelia, Michoacán, Felipe Calderón ha aprovechado para solicitar a todos los mexicanos unidad.
Unidad a los Partidos Políticos, a los gobernadores, a las dependencias de seguridad, a las Cámaras, a las televisoras, a los industriales, a los comerciantes, a los líderes, a los intelectuales, a los maestros, a los estudiantes, a las amas de casa, a los ancianos, a los periodistas, a los barrenderos, a los carniceros; por amor de Dios a todos unidad. Pero que no cuente conmigo.

Uno de los factores que ha llevado a la descomposición social ha sido la impunidad. Impunidad significa “sin castigo” y ésta ha sido una constante en el gobierno de Calderón. Para muestra unos botones: No se hizo nada contra los hijos de Martha Sahagún a pesar de que las pruebas demostraban culpabilidad y era más que evidente el enriquecimiento ilícito.
No se hizo nada contra Fox, ni contra los miembros de su gabinete que desperdiciaron los recursos excedentes del petróleo y nada se hará en contra de Gil Díaz, quien permitió la venta fraudulenta de Banamex.. No se ha hecho nada contra Romero Deschamps uno de los responsables del Pemexgate.
Se exculpó al “gober precioso” a pesar de que todo México escuchó cuando dijo “ya le puse sus coscorrones a esa pinche vieja cabrona” refiriéndose a la periodista Lydia Cacho quien había sido secuestrada por gente de su gobierno.
Ulises Ruiz, que siendo priísta se ha convertido en el apologista preferido de Calderón, a pesar de haber ocasionado tantas muertes en Oaxaca, sigue siendo gobernador.
Eduardo Bours tiene acusaciones serias de narcotráfico y no se ha levantado una investigación seria en su contra.
El mismo Secretario de Gobernación, Juan Camilo Mouriño, ha declarado su culpabilidad en el otorgamiento de contratos de privilegio a las empresas de su familia y sin embargo sigue en su puesto.
Es nacido en España y ha utilizado la nacionalidad adquirida a su conveniencia. ¿Cómo se le ocurre dar el grito en Dolores? Impunidad es el denominador común de este gobierno y la delincuencia organizada lo sabe y se refugia en ello.
Que no cuente conmigo mientras se sigan otorgando exenciones fiscales a las grandes empresas, al tiempo que a los mexicanos nos aumentan el precio de la gasolina semana tras semana.
Que no cuente conmigo Calderón mientras insista en su reforma energética, a pesar de que en los debates se demostró que nos es la única y mucho menos la mejor opción para el país.
Que no cuente conmigo Calderón porque él no pide unidad sino una mera excusa para legitimar su gobierno espurio. Y es esta ilegitimidad otro de los factores por los que se ha generado la actual crisis.
Es débil, sus adversarios lo saben y se valen de eso para someterlo. Manlio Fabio Beltrones, uno de los que logró rescatar a Mouriño cuando este ya estaba más que aniquilado, está dispuesto a cobrarle caro el favor. Los empresarios que apostaron su dinero para sentarlo en la silla presidencial siguen presionando para obtener su ganancia.
Que no cuente conmigo Calderón hasta que se aclare si es verdad o mentira lo que las narcomantas señalan. ¿Se puso de parte de unos y por eso los otros se la están cobrando? ¿Está pagando la ciudadanía la deferencia hacia un cártel en especial?
Que no cuente conmigo mientras los secuestradores sigan saliendo de los altos mandos de las corporaciones policíacas. Que no cuente conmigo mientras los jueces sigan dejando libres a los que pueden pagar por impunidad; mientras la Suprema Corte de Justicia siga avalando los crímenes de sociópatas como Mario Marín, que no cuente conmigo Calderón.
Felipe Calderón ha tenido oportunidad para, en los hechos, ya que no se pudo en las urnas, lograr la legitimidad que tanto necesita, pero ha sido todo lo contrario.
Por esa obtusa manera de pensar que tienes, Calderón, no cuentes conmigo; por la necedad de mantener a tu españolito en Gobernación, no cuentes conmigo; por tus dudosas caídas en bicicleta, Calderón, no cuentes conmigo.
Armando Ortiz aortiz52@hotmail.com

lunes, 22 de septiembre de 2008

LA ALIANZA CALDERÓN-ELBA (ACE)

· No tiene como fin elevar la calidad educativa, ni mejorar las condiciones materiales de las escuelas.
· Significa la destrucción del Sistema Educativo Nacional y golpea el carácter gratuito, democrático, científico, laico, integral y popular de la educación pública.
· Precariza las condiciones de contratación y las relaciones laborales del magisterio nacional.
· Entrega la responsabilidad educativa a los Consejos de Participación Social, imponiéndole a la sociedad la tarea de aportar cuotas para sufragar los gastos escolares, con lo que el Estado mexicano abandona su responsabilidad rectora de la educación y abre la posibilidad de inversión de capital privado nacional y extranjero.
· Consolida el enfoque educativo de desarrolla de competencias (habilidades y destrezas básicas para la vida) que tienden a la formación de “recursos humanos” y no de personas con una formación crítica-reflexiva y con una visión integral humanística, científica y cultural.
· Incrementa el clientelismo político-electoral a través de programas tales como el “Seguro Popular”, “Becas Escolares” y “Oportunidades”.
· Abre la puerta para la fiscalización y depuración de trabajadores de la educación que no se sometan a la política educativa gubernamental.
· Es un golpe certero al normalismo y legitima a los Institutos y Universidades privadas para que en lugar de formar educadores capaciten instructores.
· Suple el derecho al escalafón mediante la certificación y evaluación docente.
· Es una política de destrucción de la Escuela Pública, de los mecanismos de contratación docente y las condiciones laborales.
· Fortalece el corporativismo sindical en el SNTE y legitima a la cacique Elba Esther Gordillo
.

VOLANTE DE LA SECCIÓN 19 DE MORELOS.


A los padres de familia y al pueblo en general.

Los maestros morelenses y del país, en estas últimas semanas nos enteramos de la intención del gobierno, de no crear más plazas para atender a los grupos de niños sin maestro y de congelar las claves que vayan quedando vacantes.
Entendimos que esto viene de un pacto firmado entre Felipe Calderón y Elba Esther Gordillo en mayo de este año, llamado 'alianza por la calidad de la educación' esa alianza es anticonstitucional porque viola los artículos 1,2,3,5 y123 de nuestra carta magna, rompe con los derechos de jóvenes y niños de acceder a una educación pública gratuita, científica e integral, además de cancelar derechos elementales de los trabajadores de la educación.

Al saber de estas agresiones en nuestras asambleas, vimos que teníamos dos caminos: la de siempre, la de callar y aceptar; o decir nuestra palabra pública, salir a denunciar y protestar, con una actitud cívica. Marchamos a Cuernavaca a decirle al gobernador del estado que se equivocó que no debió firmar ese pacto que destruye la escuela pública y a exigirle que en nuestro estado esa alianza no se lleve a la practica.
Al día de hoy hemos encontrado la cerrazón del gobierno, el ataque de los grades empresarios que se llenan los bolsillos con la explotación y saqueo de nuestras tierras, aguas, petróleo y lugares históricos.

Elba Esther Gordillo, autora de este golpe anuncio que va con todas las escuelas Normales del país, que va acabar con el magisterio nacional, enferma del poder ha enviado gente pagada a tratar de golpear nuestro movimiento.
Nosotros hemos tomado con toda seriedad la lucha contra esta injusticia, entendemos que defender y lograr para nuestros niños y jóvenes una educación de alta calidad, es parte de la defensa de nuestros derechos laborales, por eso no nos rendiremos: CON SU APOYO LUCHAREMOS HASTA TRIUNFAR.
Vivimos momentos realmente difíciles, pero se ve que para nuestros hijos y nietos peor estará si es que no hacemos algo para cambiar las cosas en México y Morelos.
El paro de labores y nuestras acciones son la única salida ante la impunidad del gobierno, que pisoteando la ley nos arrebata derechos universales.
El paro de labores es la resistencia para mantener viva la esperanza de no perder lo que hemos conquistado y de lograr la justicia para todos, es la luz de la solidaridad de los trabajadores dispuestos a asumir la responsabilidad histórica que nos legaron quienes nos dieron patria, como el Generalísimo MORELOS y nuestro General ZAPATA.
MAESTROS Y PUEBLO UNIDOS,
JAMAS SERAN VENCIDOS!
HASTA LA VICTORIA SIEMPRE

domingo, 21 de septiembre de 2008

México, en estado de anomia.

Por: Sara Lovera.

Anomia es la ausencia de creencia o de credibilidad en las normas y en las instituciones.
Un estado, una situación donde las personas no se reconocen, no se aman, no se saludan, se repelen; donde no se acepta en el fondo, en lo más profundo, que hay normas, situaciones y modos de convivir.

La democracia posible puede estar herida de muerte.

La definición de anomia es simple y es, al mismo tiempo, síntoma de una enfermedad mayor que ataca a la población y a las y los políticos mexicanos.

Cuando una sociedad cae en la anomia estamos frente a un grave problema.

Según pláticas con expertas en teoría, una ley sirve a todas las personas. Es como el semáforo que no solamente facilita la vida de los demás conductores, sino también la mía, aunque a veces me moleste tener que parar cuando quiero avanzar.

Con frecuencia se pasa de largo a la censura social y no sólo jurídica. Aquí alguien pasa la luz roja y los demás se ríen.

Es así como existe una cultura anómica, internalizada por las personas.
Si se analiza nuestra historia reciente, la anomia es un fenómeno que aparece lentamente. Hace 40 años no existía.


Hoy se pasa de largo, no se reflexiona sobre la demanda del derrocamiento; no interesa que se documente la corrupción de cada funcionario, casi la mitad del gabinete del gobierno federal que ahora administra el país.

La anomia en la vida cotidiana, en las personas que no saben reír, que no se expresan, que no son capaces de articular una relación profunda, trastoca la amistad y los afectos familiares.

En la sociedad la anomia permite sin chistar asesinatos cada semana. Esa enfermedad es la que soporta vivir fuera de la norma y no sabe qué trasmitir a sus propios hijos.

Es algo que podría estar relacionado con la desintegración social, con el hecho de que no se reconozca al otro dentro de la sociedad.

Sí, no hay duda, yo creo que el desmembramiento del tejido social viene con la anomia.

Lo que sucede en México todavía no llega a ser peor. Pero al pensar en el país, en su población, en los sucesos cotidianos, se mira un Estado corrupto, con policías que empiezan a chantajear a la gente, con hechos sangrientos que a nadie alteran.

Atrás, me imagino, existe esta seca mentalidad que impide, por una parte, la pasión, y por la otra el reconocimiento de las y los demás. Esta falta de amor y afecto que han dejado hueco el corazón y que al extenderse socialmente afecta todas las relaciones y rompe el tejido social.

Aunque no se quiere, hay que ver por dentro a la sociedad, sin caer en lo que caen los antropólogos estructuralistas simples o el chamanismo popular.

Pero la anomia es terrible para y entre las mujeres, en una sociedad que nos oprime y nos excluye. Queremos ser incluidas en el Estado, pero el Estado que llega tendría que empezar por limpiarse a sí mismo. Implicaría sacar de la anomia a millones de mujeres.

Escuché hace poco que la corrupción suele ser proyectada hacia la clase política, cuando en realidad se trata de un fenómeno sistémico. Encontramos a la corrupción en todos los niveles.

Corrupción es mentir, es callar, es no compartir información, no hacer equipo, no explicar de dónde viene el dinero que se reparte en una asociación o durante una jornada común de trabajo, es no admitir que es necesario abrir los archivos. Es tanta y tan profunda, como la más grave de dar una cuota, de usar el tráfico de influencias, de robar al erario público o mandar asesinar a quien no está de acuerdo conmigo. El principio es el mismo.


Cuando se piensa que no hay necesidad de normas, de distribución de poder, de diálogo y comprensión, la consecuencia es la ingobernabilidad y la falta de liderazgo y personalidad.
En fin, que anomia y México parecen un matrimonio que puede tener consecuencias graves, porque hay mucha cólera, mucha rabia contenida.


Ahora sé que México está en un estado de anomia crónica y todavía no estamos conscientes de eso.

viernes, 19 de septiembre de 2008

WAL-MART. (Lo barato sale caro)


Por: Marta Lamas

Wal-Mart es la cadena comercial más grande del mundo.
En México empieza la fusión entre Wal-Mart y Cifra en 1991 con SAM´S Club, y una década después, en 2000, surge Wal-Mart México, que tiene 702 unidades distribuidas en 64 ciudades y que es la compañía con más empleados en el país.

La Suprema Corte de Justicia acaba de asestarle un golpe, al resolver que es ilegal la manera en que Wal-Mart obligaba a sus empleados a canjear sus vales únicamente en sus tiendas, en un modelo similar a la porfiriana tienda de raya (El Universal, 7 de septiembre). Ojalá y además alguien le pusiera límites al círculo vicioso que produce la presión que este gigante aplica sobre sus proveedores, pues tiene consecuencias negativas sobre toda la sociedad.

Para ofrecer los precios más bajos en el mercado, Wal-Mart exige que el costo que le fijan sus productores baje año con año.
Con ventas de millones de productos, Wal-Mart puede darse el lujo de ganarle sólo unos centavos a cada uno de ellos y aún así tener ganancias superlativas.
De esta forma, Wal-Mart exprime a los fabricantes, forzándolos muchas veces a cerrar sus plantas en Estados Unidos y obligándolos a maquilar sus artículos en otros países, donde pagan salarios de hambre y los trabajadores no tienen seguridad social ni beneficios.
Esta manera abusiva de bajar precios tiene un costo altísimo en las pequeñas y medianas empresas, en los trabajadores y, a la larga, en todas las personas.

En México, el Frente Nacional contra Wal-Mart, A.C. ha planteado que con la apertura de cada tienda desaparecen 200 comercios pequeños y medianos en el área.
El juez consideró que había evidencia sobre el hecho de que las mujeres ganaban menos que los hombres haciendo el mismo trabajo, que la brecha salarial entre ambos aumentaba con el tiempo, que las mujeres tardaban más para ascender a posiciones de management y que había menos de ellas en los niveles directivos de la organización.
El legajo del caso llegó a tener un millón 250 mil fojas, con 200 testimonios juramentados.
En México, unas ONG ya investigan las condiciones de trabajo de los trabajadores y trabajadoras de Wal-Mart.

Mientras tanto, tratan de develar el paraíso fiscal en que se desenvuelve esta tienda (por la disparidad entre los datos de sus utilidades y los de los impuestos que paga).
En paralelo, un grupo de especialistas del derecho intenta que en nuestro país se establezca la figura jurídica del class action suit.
Y aunque las grandes transnacionales y los monopolios nacionales se oponen, como era de esperarse, la propuesta comienza a tomar vuelo.
También empieza a conocerse el boicot que en México está cundiendo en contra de Wal-Mart. Véase por donde se vea, esta compañía representa las peores prácticas empresariales.

Ya lo dice la sabiduría popular: lo barato sale caro.

¡FELICIDADES!

El periodista Miguel Ángel Granados Chapa recibirá la Medalla Belisario Domínguez, el mayor galardón que otorga el Senado de la República, como reconocimiento a su "trayectoria, su nivel profesional, su honestidad, congruencia y valentía".

La medalla Belisario Domínguez se otorga desde 1954 a "los hombres y mujeres mexicanos que se hayan distinguido por su ciencia o sus virtudes en grado eminente, como servidores de nuestra patria o de la humanidad". Fue instituida en memoria del senador chiapaneco que defendió la República y la integridad del Congreso ante el golpe de Estado de Victoriano Huerta. l

jueves, 18 de septiembre de 2008

HISTORIA DE LA CNTE



PROFESOR MISAEL NUÑEZ ACOSTA.
¡PRESENTE!

Fue un 18 de diciembre de 1979 cuando se reunieron por primera vez maestros disidentes de:

Chiapas, Tabasco, la Montaña de Guerrero y del Valle de México.

Sin duda la conquista más importante de aquella reunión fue la creación de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación y Organizaciones Democráticas del SNTE, la famosa CNTE.

El malestar estaba relacionado con las demandas salariales insatisfechas, pero también con el carácter autoritario con el que la cúpula del sindicato manejaba los asuntos de los agremiados.

A finales de 1980, el gobernador de Guerrero: Rubén Figueroa, acompañado por fuerzas policiales recorrió varias escuelas para dar por concluido, a punta de pistola, el paro magisterial.
Con sus propias manos rompió las banderas rojinegras de huelga y desalojó de las instalaciones escolares a los paristas.

El 31 de enero de 1981 en el Estado de México fue asesinado el Profesor Misael Núñez Acosta.
En los siguientes 10 años de lucha magisterial Vanguardia Revolucionaria causó el asesinato de más de 150 maestros.

Para 1989, con sólo 10 años de edad, la CNTE iría afiliando su influencia en : Chiapas, Tabasco, Valle de México, Michoacán, Guerrero, Morelos, Hidalgo, Oaxaca y finalmente el Distrito Federal.

Hoy la CNTE alcanzó la mayoría de edad y una larga y triste historia plagada de muertes, golpes, lesiones y represión que va alimentando un ánimo robustecido de lucha.

Hoy por hoy la CNTE es la única salida viable para los maestros y la CNTE es la única que puede rescatar a la Educación en México.

¡Vamos con la CNTE a destruir el amasiato entre el pigmeo en el gobierno y la madrastra del magisterio!



Gesuaga.

miércoles, 17 de septiembre de 2008

MORELIA

Ante un Estado fallido... y un Gobierno caro...

Es el pueblo, una vez más, quien pone los muertos.

martes, 16 de septiembre de 2008

15 de septiembre de 2008

Presenta AMLO un plan para frenar el empobrecimiento y la inseguridad en México.

1. Que se cancelen los aumentos de precios de la gasolina, el diesel, el gas y la electricidad.
2. Que se otorguen becas a todos los estudiantes de preparatoria del país como se hace en el Distrito Federal.
3. Que se aumente el presupuesto de las universidades públicas para resolver el problema a miles de jóvenes que son rechazados, con el pretexto de que no pasan el examen de admisión.
4. Que se otorgue una pensión alimentaria a todos los adultos mayores del país, equivalente a medio salario mínimo, como se lleva a cabo en el Distrito Federal.
5. Que se entreguen de inmediato los ahorros de los ex braceros.
6. Que se aumente el presupuesto destinado al campo; se establezcan precios de garantía y subsidios al fertilizante y a otros insumos.
7. Que se construyan las tres refinerías que se necesitan en el país para dejar de comprar gasolinas en el extranjero.
8. Que se cancele la llamada alianza educativa y, en particular, que no se permita el cierre de las escuelas normales y que se otorguen plazas a todos sus egresados.
9. Que se lleve a cabo un programa de construcción de obras públicas para reactivar la economía y generar empleos; de manera particular, que se atienda la falta de servicios públicos y de vivienda, en beneficio de la gente pobre de los centros urbanos y de las ciudades fronterizas.
10. Que renuncien de inmediato los secretarios de Gobernación y de Seguridad Pública y el procurador General de la República, por carecer de integridad y ser ineficaces en el combate a la inseguridad y la violencia.
Les convoco a estar atentos ante cualquier albazo o madruguete, y les propongo que el domingo 28 de septiembre, desde las 10 de la mañana, llevemos a cabo una marcha mitin del Ángel de la Independencia a este Zócalo de la Ciudad de México.

Todos tenemos derecho a vivir; todos tenemos derecho a ser libres y felices.
¡Patria para todos! ¡Patria para el pobre! ¡Patria para el humillado!
No desmayemos, no perdamos la fe, sigamos adelante.
¡Viva la soberanía popular!
¡Arriba los de abajo!
¡Arriba los pobres!
¡Abajo los privilegios!
¡No al gobierno usurpador!
¡No a la reconquista!
¡No al intervencionismo!
¡No a la corrupción y a la impunidad!
¡Sí a la justicia!
¡Sí a la democracia!
¡Sí a la soberanía nacional!
¡Vivan los indígenas!
¡Vivan los campesinos!
¡Vivan los obreros!
¡Vivan los migrantes!
¡Vivan los artistas!
¡Vivan los maestros!
¡Vivan los profesionistas!
¡Vivan los sectores productivos!
¡Vivan los medios informativos libres!
¡Vivan los estudiantes!
¡Vivan las mujeres!
¡Vivan los niños y los ancianos!
¡Vivan las minorías legales y legítimas!
¡Viva la cultura!
¡Vivan los héroes que lucharon por nuestra Independencia!
¡Vivan los padres de la Patria!
¡Viva Hidalgo!
¡Viva Josefa Ortiz de Domínguez!
¡Viva Morelos!
¡Viva Juárez!
¡Vivan los hermanos Flores Magón!
¡Viva Francisco I. Madero!
¡Viva Francisco Villa!
¡Viva Emiliano Zapata!
¡Viva el general Lázaro Cárdenas!
¡Vivan los dirigentes sociales y políticos asesinados por defender las causas populares!
¡Vivan los héroes anónimos!
¡Libertad a los presos políticos!
¡Viva la Nueva República!
¡Viva la dignidad!
¡Viva México!
¡Viva México!
¡Viva México!
poemas de amor